Zaragoza

Transporte en Zaragoza

El Ayuntamiento rectifica y restringirá la entrada de mascotas al bus urbano

Solo entrarán si son pequeños y van metidos en un transportín, mientras que en el tranvía se admitirá uno grande en el último vagón.

La ordenanza sobre los animales que prepara el Ayuntamiento será más restrictiva con respecto a la subida de mascotas al transporte público de lo que planteó el Consistorio en un primer momento. La polémica que levantó en septiembre la idea de que pudieran entrar perros grandes al autobús, solo sujetos con correa, ha hecho rectificar al Consistorio. Finalmente, a los vehículos rojos de Tuzsa solo podrá subirse con animales pequeños y siempre que vayan metidos en transportines, los receptáculos reglamentarios para las mascotas. En el tranvía, sin embargo, sí se podrá meter un animal grande por unidad, que tendrá que quedarse en el último vagón.

La idea de que los perros pudieran subir a los autobuses levantó una intensa polvareda. La mayoría de los dueños de mascotas aplaudieron la idea, pero muchos vecinos la criticaron con dureza. El borrador de la ordenanza municipal recibió tres alegaciones. Una de ellas llegó desde Tuzsa, la empresa que gestiona los autobuses. En el texto destacaban las «dudas» que les generaba esta idea. «Puede resultar peligroso e incómodo para el resto del pasaje», argumentaba Tuzsa.

(Más información, en la edición impresa de HERALDO)

Etiquetas