Despliega el menú
Zaragoza

ZARAGOZA

Las algas siguen invadiendo el Ebro

El río ve aumentar cada día la presencia de estas plantas acuáticas que lo tiñen de verde.

Algas en el río Ebro a su paso por Zaragoza
Las algas siguen multiplicándose en el Ebro
CARLOS MONCÍN

El Ebro, a sus paso por Zaragoza, nunca se ha caracterizado por el azul cristalino de sus aguas, más bien lo contrario. Pero este verano, el aumento de las algas en el río, que acumula muchas más que en otras temporadas, hace que se vea más verdoso que nunca.

Cualquiera que camine estos días por los puentes de Piedra y de Santiago notará enseguida su presencia. Como ya informaba HERALDO en el mes de julio, en las inmediaciones de estos puentes, las algas son especialmente visibles, al igual que en mitad del cauce y cerca de la margen izquierda. En la zona del barrio Jesús también han crecido mucho, así como en la margen derecha cerca del Náutico.

Estas plantas acuáticas son habituales en época estival, pero ANSAR-VoluntaRíos advierte de la proliferación masiva de este verano. La falta de riadas esta primavera es la principal causa de la gran cantidad de algas en Zaragoza, según señala esta asociación naturalista.

Este viernes, el Ayuntamiento de Zaragoza exigió a la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) que respete el caudal mínimo del río de 30 metros cúbicos por segundo a su paso por la capital aragonesa, después de que haya sido inferior durante siete días desde junio.

El consejero de Medio Ambiente, y alcalde en funciones, Jerónimo Blasco, calificó de «intolerable» que el río Ebro pase por la capital aragonesa, y por los pueblos de la ribera, con un caudal inferior a los 30 metros cúbicos, «sin respetar la normativa» durante siete días desde junio.

Etiquetas