Teruel
Suscríbete por 1€

energías limpias

La planta de hidrógeno verde de Cella avanza con el alquiler de los terrenos

Apalabra el arrendamiento de 80 hectáreas para el proyecto, que comportará una inversión de 300 millones y generará 35 empleos.

Los responsables del proyecto de la planta de hidrógeno verde, con representantes municipales, en Cella.
Los responsables del proyecto de la planta de hidrógeno verde, con representantes municipales, en Cella.
Jorge Escudero

El consorcio hispanoholandés promotor de una planta para la producción de hidrógeno verde en Cella ha apalabrado el alquiler de las primeras 80 hectáreas destinadas a la central fotovoltaica asociada al proyecto, que prevé una inversión total de entre 200 y 300 millones de euros e iniciar la actividad en un plazo de cuatro años.

Uno de los socios del consorcio, la compañía valenciana CST Energy, convocó una asamblea vecinal el pasado marzo en la Casa de Cultura de Cella para explicar su proyecto y las condiciones de alquiler del suelo necesario para desarollarlo. La planta contempla destinar 400 hectáreas a la producción de energía solar con un precio de arrendamiento de 1.300 euros por hectárea al año.

La producción del hidrógeno verde –obtenido del agua procesada mediante energías limpias– generará 35 empleos directos. La fábrica para la obtención de este combustible se levantará en el polígono industrial de las Hazas.

Desde CST han indicado que, inicialmente, la respuesta de los propietarios fue "fría", pero poco a poco han ido mostrando su disposición al alquiler los titulares de fincas que suman 80 hectáreas. Una fuente de la empresa ha señalado que la disponibilidad del suelo es "el primer paso" para llevar adelante el proyecto, que aprovechará las aguas pluviales como materia prima para extraer el hidrógeno. Añade que la firma de los contratos de alquiler está pendiente de comprobaciones en el Catastro.

El alcalde de Cella, Juan Sánchez, se ha mostrado convencido de que no habrá problemas para que la empresa pueda arrendar todo el terreno que precisa para la producción eléctrica a través de placas solares. Sánchez, que valora positivamente el proyecto, señala que el precio de arrendamiento es superior a los beneficios que genera la actividad agrícola, centrada en el cultivo del cereal. 

Una fuente municipal destaca que, desde que se firmen los precontratos de arrendamiento hasta que las fincas se ocupen con las placas solares, los propietarios podrán seguir cultivando las tierras al tiempo que recibirán un pequeño alquiler por la reserva del suelo

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión