Despliega el menú
Teruel
Suscríbete

Teruel, un escenario medieval del siglo XIII

El montaje del mercado medieval y de las sedes de los grupos recreacionistas ambienta la ciudad para las Bodas de Isabel de Segura

Montaje de jaimas y mercados para las Bodas de Isabel
Montaje de jaimas y mercados para las Bodas de Isabel
Antonio García/bykofoto

El montaje del mercado medieval y de las 150 jaimas que servirán de sede a otros tantos grupos recreacionistas durante Las Bodas de Isabel de Segura deja lista la ciudad para afrontar la recreación teatral de la leyenda de los Amantes, que alcanzará sus momentos culminantes el próximo fin de semana. El presidente de la Federación de Asociaciones ''Las Bodas de Isabel de Segura', Joaquín Meléndez, señaló que la instalación de las sedes de los colectivos medievalistas se llevó a cabo con celeridad y eficacia.

Paralelamente, se instalaron los 250 puestos de los puertos de artesanos y comerciantes en calles del Ensanche y del Centro Histórico. La coordinadora del mercado, Maria Pilar Hernando, explicó que la principal novedad respecto a las Bodas de Isabel de 2015 radica en que los tenderetes y tabernas no tendrán que montar sus propios grupos electrógenos para disponer de suministro eléctrico al contar, por primer año, con conexión a la red eléctrica. Esta circunstancia eliminará ruidos y molestias a comerciantes, clientes y vecinos.

Los vendedores del mercado se mostraron, en general, optimistas con el resultado de la presente edición ante la previsión de buen tiempo para los próximos días. Hará frío de madrugada pero, de día, lucirá el sol y no soplará el viento.

Miguel Gracia, titular de un puesto de dulces artesanos que participa en Las Bodas desde hace 16 años, se conformaría con “mantener” las ventas del año pasado porque, a su juicio, el repunte económico que indican las cifras macroeconómicas no ha llegado a las ferias y mercados. La principal preocupación de Gracia para los próximos días es la nieve, la lluvia y el viento pero no tanto el frío, porque “el que viene a Teruel ya sabe a lo que se expone”.

Tina, al frente del puesto de Quesos Guara, de Huesca, señala que salió bien parada de las Bodas de 2015, con frío y lluvia, y la presente edición empieza con mejores expectativas.

Parecida opinión manifestó Mauro Bártola, que acaba de montar un puesto de ambientadores en la calle Santa Emerenciana, junto a la Catedral. Afirma que las previsiones son “muy buenas”. Las bajas temperaturas no le asustan “mientras no llueva ni nieve”

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión