Aragón
Suscríbete

EDUCACIÓN

Las librerías, llenas en el último año con manuales gratis

A partir del próximo curso se establecerá un criterio de progresividad para que las familias paguen por los libros en función de sus rentas.

Son un clásico de septiembre. Las filas de padres en las librerías para comprar los manuales que llevarán sus hijos se repiten estos días en las distintas ciudades aragonesas. Las familias aprovechan los últimos días antes de la vuelta al cole para preparar las mochilas de sus pequeños, que a partir del curso que viene dejarán de cargar los libros gratis.

Las Cortes de Aragón instaron a finales de junio a la DGA a que revisara el modelo de gratuidad de libros para que las familias con rentas superiores a 53.407 euros brutos anuales no se beneficien de él. El Departamento de Educación dijo que estudiaría cómo implantar esta medida en la que se piden criterios progresivos en el coste de esos materiales para los padres que estén por debajo de esos ingresos. Con esto se ayudará a la aplicación de las medidas de racionalidad derivadas de la crisis y se recortará el gasto de un programa que en las últimas partidas presupuestarias ha sumado diez millones de euros.

En los presupuestos de 2011

El documento aprobado solicita que estos cambios se incluyan en los presupuestos de 2011, por lo que este mes de septiembre seguirá habiendo materiales gratis (cuentan ya con una partida de las cuentas del ejercicio de 2010).

Pero, pese a que los manuales básicos no hay que pagarlos, no ocurre lo mismo con los cuadernillos de ejercicios, por ejemplo, los de inglés o francés. Según el colegio y el programa que se siga, en total estos pueden llegar a suponer más de cien euros. A esto hay que sumar los costes de otro tipo de material escolar: cuadernos, mochila, chándal... Según los cálculos de las asociaciones de padres, la cantidad total que habrá que desembolsar al inicio de curso puede llegar hasta los 400 euros.

Etiquetas