Huesca
Suscríbete por 1€

Recuperan la receta tradicional de los dulces suspiros del Monasterio de Casbas

La Asociación Valle de la Gloria ha trabajado con la Escuela de Hostelería San Lorenzo para recuperar este postre a base de claras de huevo y azúcar que generaban importantes ingresos al cenobio, cerrado en 2004.

La Asociación Valle de la Gloria ha conseguido recuperar la fórmula original de los suspiros del Monasterio de Casbas de Huesca.
La Asociación Valle de la Gloria ha conseguido recuperar la fórmula original de los suspiros del Monasterio de Casbas de Huesca.
Asociación Valle de la Gloria

La Asociación Valle de la Gloria ha trabajado conjuntamente con la Escuela de Hostelería San Lorenzo de Huesca para recuperar la receta tradicional de los suspiros que elaboraban las religiosas del Monasterio de Casbas, cerrado en 2004, cuando pasó a manos privadas. 

Estos dulces a base de claras de huevo y azúcar se destinaban a la venta y suponían una significativa fuente de ingresos para el cenobio junto a las donaciones de las gentes de Casbas y alrededores, y a la venta de la leche de la vaca, de los huevos de las gallinas y de los bordados por encargo que cosían las hermanas.

Para lograr la reproducción de la fórmula tradicional, se dieron a catar y evaluar varias muestras de suspiros a personas de Casbas de Huesca que habían probado los originales de las monjas. Estas diferían en las proporciones de azúcar, y en los tiempos y las temperaturas de cocción. Además, la asociación organizó una demostración de la elaboración de suspiros, a cargo del mismo maestro pastelero y con el aporte de ingredientes e instalaciones por parte de la empresa Dulcysa.

Demostración de la elaboración de los suspiros del Monasterio de Casbas de Huesca.
Demostración de la elaboración de los suspiros del Monasterio de Casbas de Huesca.
Asociación Valle de la Gloria

"Estas actividades, además de rendir tributo a la comunidad religiosa que nos hizo la vida más dulce, buscan, a través de experiencias sensoriales, viajar en el tiempo y transportarnos a sabores, texturas y aromas de vivencias pasadas. Porque los suspiros no son solo azúcar y claras de huevo, son raíces y tradición", destacan desde la asociación. 

Por todo ello, agradecen al profesor Eloy Nasarre por asumir el reto de reproducir los suspiros más fieles a la receta de las monjas del Monasterio de Casbas de Huesca y por compartir, desinteresadamente, sus conocimientos sobre la preparación de estos dulces; y a la empresa Dulcysa por apoyar el proyecto de recuperación de los suspiros, brindando su obrador y aportando los ingredientes necesarios para este cometido. 

Además, remarcan que la Asociación tiene la vocación de fomentar la cultura, el entorno natural y las relaciones entre los pueblos del municipio, así como colaborar con el Ayuntamiento y la Comarca de Hoya de Huesca en todos aquellos actos culturales y lúdicos que se organicen.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión