Huesca
Suscríbete por 1€

Los alcaldes del valle del Isábena celebran las mejoras anunciadas en la carretera A-1605

La DGA mejorará la vía, alternativa de tráfico por el cierre de la N-260 ante las obras del congosto del Ventamillo. Los ayuntamientos demandan hace meses más seguridad en las travesías. 

Carretera A-1605, vía alternativa para muchos conductores debido a las obras de la N-260
Carretera A-1605, vía alternativa para muchos conductores debido a las obras de la N-260
Ángel Gayúbar

El anuncio realizado por el departamento de Vertebración del Territorio, Movilidad y Vivienda del Gobierno de Aragón sobre la puesta en marcha de una serie de medidas adicionales para aumentar la seguridad en la carretera A-1605, en el eje del Isábena, debido a que esta vía se ha convertido en la alternativa de tráfico para muchos conductores con el cierre de la N-260 en el congosto del Ventamillo, ha sido acogida con enorme satisfacción en los municipios por los cuales atraviesa la carretera.

En los últimos meses, los alcaldes han demandado reiteradamente una mejora en aspectos como la seguridad de las travesías de Capella, La Puebla de Roda, Serraduy, Beranuy, Bonansa y Laspaúles, la construcción del paso peatonal en la travesía de Serraduy o la iluminación de los túneles de Obarra.

Atendiendo estas demandas, el director general de Carreteras, Bizén Fuster, ha comentado que su departamento está tomando medidas en materia de señalización "para aumentar la seguridad vial en los tramos de travesía debido al aumento significativo del tráfico existente". Además, ha señalado que estos trabajos "ya han comenzado y esperamos que estén finalizados en la primera quincena de diciembre".

Fuster también ha hecho pública referencia a que esta actuación contempla asimismo la mejora de la iluminación de los túneles del congosto de Obarra, que recientemente ha sido objeto de diversas denuncias sobre la peligrosidad del tramo debido a que varios de estos túneles –y muy especialmente uno de ellos- presentan graves problemas a la conducción rodada al tener puntos ciegos y curvas muy cerradas en las que el conductor entra prácticamente deslumbrado con la peligrosidad que e conlleva, máxime si no se conoce la carretera.

El anuncio de Fuster ha sido muy bien valorado en el Valle del Isábena. El alcalde de Beranuy, el popular Jesús Guitart, ha reconocido su "alegría" por unas actuaciones que no duda en calificar como "muy necesarias", especialmente ante el "sensible»"incremento de la circulación "de todo tipo" que conlleva el cierre de la N-260 en el eje del Ésera y la utilización de este eje del Isábena como principal alternativa para los desplazamientos hacia la Alta Ribagorza.

El director general de Carreteras ha señalado que estas actuaciones ahora en curso "son un complemento a las medidas existentes y buscan, principalmente, que los conductores reduzcan la velocidad y se respeten los límites establecidos en las travesías".

Detectores de velocidad

Así, en la localidad de Capella se van a colocar detectores pedagógicos para indicar la velocidad a la que se circula con el objetivo de concienciar a los conductores y en  La Puebla de Roda se va a aumentar la seguridad con bandas transversales de alerta en la calzada para propiciar la reducción de la aceleración y se ha reforzado la señalización existente.

En el caso de Serraduy, la Dirección General de Carreteras se encuentra trabajando en un proyecto para la ampliación de la calzada existente, una medida que requerirá la instalación de voladizos para poder crear una zona de paso de peatones segura. De manera inmediata se está actuando en la colocación bandas transversales en la calzada para disminuir la velocidad del tráfico y en el refuerzo de la señalización.

Y por lo que hace referencia a los túneles de Obarra, se va a proceder al repintado de las marcas viales para hacerlas lo más visibles posible. Además, se va a ampliar el número de elementos reflectantes.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión