Huesca
Suscríbete

sucesos en huesca

Caen los autores de la ola de robos de GPS en tractores en Los Monegros

La Guardia Civil ha detenido en Sariñena a los presuntos ladrones de estos aparatos en la maquinaria agrícola que cuestan de media entre 6.000 y 12.000 euros.

Cuartel de la Guardia Civil en Sariñena
Cuartel de la Guardia Civil en Sariñena
L. Z.

Los profesionales del campo afectados por la creciente ola de robos de GPS en vehículos agrícolas estaban seguros de que los ladrones vigilaban sus movimientos y estaban cerca. Y no se equivocaban. 

Casi todas las denuncias procedían de diferentes localidades de la comarca de Los Monegros y finalmente, ha sido en su capital, Sariñena, donde agentes de la Guardia Civil han procedido este martes a la detención de tres personas como presuntas autoras de estos robos.

Se trata de dos hombres y una mujer que han sido arrestados en una vivienda del barrio de Los Cuadrones, al que se accede desde la avenida Monegros, justo antes de alcanzar la carretera A-230 en dirección Bujaraloz. Al parecer, los tres son de procedencia extranjera. Su detención ha tenido lugar sobre las 12.00. La operación de la Guardia Civil todavía continúa abierta.

El último robo conocido tuvo lugar el pasado 9 de noviembre en la localidad de Alcubierre, donde los ladrones se colaron en la nave del agricultor Luis Alquézar. De allí, sustrajeron la antena del GPS de su tractor así como varias herramientas. Tan solo un día antes, hubo otro similar en Peralta de Alcofea y a lo largo de esa misma semana, otros dos en Tardienta y Grañén. Antes, ya se habían producido otras denuncias en naves particulares y almacenes de Ballobar, Villanueva de Sijena y Torres de Barbués.

Los primeros robos, de los que advirtió el sindicato Uaga, tuvieron lugar el pasado verano y ahora, se habían intensificado coincidiendo con el inicio de la campaña de siembra, donde los GPS resultan indispensables, ya que reducen las pasadas del tractor y economizan gastos. De media, su precio oscila entre los 6.000 y los 12.000 euros.

A día de hoy, existe un importante desabastecimiento de estos sistemas de autoguiado, por la demanda entre los agricultores y por la escasez global de chips semiconductores. Para los ladrones, esta situación era perfecta, ya que los GPS robados tenían una rápida salida; y para los afectados, un perjuicio doble, ya que, además de la pérdida económica, tenían muy complicado reemplazar el equipo sustraído.

Durante el pasado fin de semana, los cacos volvieron a la localidad de Alcubierre, donde visitaron otras cinco naves. Por suerte, su botín fue mucho menor al esperado. Al ser conscientes de la situación, los agricultores habían desmontado los equipos de navegación de sus tractores y se los habían llevado, según explicó el alcalde del municipio, Álvaro Amador. El edil pidió una reunión de urgencia a la Subdelegación del Gobierno en Huesca, con el fin de trasladar la inquietud existente en la población y tender la mano hacia posibles soluciones. Durante el encuentro, tal y como detalló, ya fue informado de que la investigación iniciada estaba muy avanzada y que esperaban dar muy pronto con los autores de esta sucesión de robos.

También los responsables de UGA tienen previsto reunirse con los responsables de la Subdelegación del Gobierno en Huesca. Durante la pasada semana, y ante la creciente ola de robos, UAGA pidió a la Delegada del Gobierno en Aragón y a la Guardia Civil que investigaran dónde se están vendiendo los GPS sustraídos, si existía un mercado de segunda mano en España o se envían a otros países, así como acciones «inmediatas y coordinadas» con el fin de detener a los autores. El sindicato también solicitaba que se investigasen los foros de internet y redes sociales en los que habían aumentado las operaciones de compra-venta de GPS de segunda mano.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión