Huesca
Suscríbete

Rescatan a un montañero ruso a más de 3.000 metros en Benasque

Militares de la UME que descendían del Aneto dieron aviso del suceso. La evacuación del herido resultó muy complicada por el mal tiempo y lo escarpado del terreno.  

En un primer momento la evacuación del herido se realizó a pie por una zona muy escarpada, a 3.150 metros de altitud.
En un primer momento la evacuación del herido se realizó a pie por una zona muy escarpada, a 3.150 metros de altitud.
Guardia Civil

La Guardia Civil rescató el miércoles a un montañero ruso de 56 años que sufrió una caída de 8 metros en el collado de Coronas, en Benasque, después de hacer cumbre en el Aneto. El accidente se produjo mientras realizaba el descenso, en la vertiente sur del collado, en una zona de piedras descompuestas, contra las que se golpeó. Puso ser evacuado, no sin dificultad, ya que hubo que portearlo en camilla parte del recorrido hasta que el helicóptero, en medio de la niebla y con ventisca, encontró una ventana de visibilidad para llegar hasta él. 

Rescate de un montañero que sufrió una caída de 8 metros en el Collado de Coronas, en Benasque

El aviso del accidente lo dieron, a las 13.20, componentes de la Unidad Militar de Emergencias que descendían de un ejercicio práctico en el Aneto. Llamaron al 112 al ver cómo un montañero se precipitaba contra las rocas. Los militares permanecieron junto a él y lo asistieron en un primer momento. Uno de ellos era sanitario y desde el primer momento ya informó que estaba estabilizado, aunque las lesiones le impedirían proseguir por sus propios medios.  

Al lugar acudieron especialistas del Greim de Benasque, la Unidad Aérea de Huesca y un médico del 061. Las condiciones meteorológicas, viento y abundante niebla, no eran buenas, pero los pilotos consiguieron dejarlos en la cota más alta posible al lugar del accidentado, que se encontraba a 3.150 metros.

A pie y tras ascender 400 metros de desnivel por una zona muy escarpada, localizaron al herido, que se encontraba asistido por los miembros de la UME para evitar que entrara en hipotermia. Los especialistas del Greim solicitaron apoyo a otros componentes para que recogieran material médico y una tienda de campaña en la base de Benasque ante la previsión de que no se pudiera evacuar al accidentado con el helicóptero y tuviesen que pasar la noche junto a él. De nuevo el helicóptero los trasladó hasta una cota inferior para realizar el refuerzo. 

Los guardias lo bajaron porteándolo en una camilla entre los grandes bloques de piedra, muy inestables, por lo que tuvieron que asegurarla con cuerdas en diferentes tramos para solventar la fuerte inclinación del terreno.

Finalmente, una ventana de visibilidad permitió entrar al helicóptero y contactar con el grupo. Según ha explicado la Guardia Civil, mediante una complicada maniobra debido a las rachas de viento y la niebla, "se consiguió mantener el helicóptero en estacionario a baja altura e introducir al herido". Este fue trasladado a la helisuperficie de Benasque y de allí en ambulancia al Hospital de Barbastro para someterse a pruebas diagnósticas y ser atendido de sus heridas. 

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión