Despliega el menú
Huesca

Termómetros a -10 grados en el Pirineo en el regreso a las aulas con ventanas abiertas

Los alumnos vuelven tras las vacaciones de Navidad con temperaturas bajo cero y teniendo que ventilar las aulas por el covid.

El pantano de Arguis helado / 06-01-2021 / Foto Rafael Gobantes[[[FOTOGRAFOS]]]
El pantano de Arguis cubierto por una capa de hielo.
Rafael Gobantes

El Pirineo se despertó el día de Reyes con temperaturas mínimas que en muchas localidades rondaron los -10 grados y este jueves los termómetros seguirán en estos mismos registros. Benasque volvió a ser el municipio más frío, con -12,9 grados durante la madrugada, récord entre las estaciones oficiales de la Agencia Estatal de Meteorología. Pero Biescas no se quedó muy lejos, con -11,1, ni Sabiñánigo, con -10,8.

El frío helador no fue exclusivo del norte de la provincia. De hecho, las mínimas se mantuvieron en todas las comarcas en valores negativos. En Almudévar los termómetros descendieron a -7 grados, a -7,8 en Barbastro o a -7,5 en Benabarre. En la capital oscense, la mínima se dio de madrugada con -5,6.

La tendencia será la misma este jueves. La Agencia Estatal de Meteorología ha emitido un aviso por temperaturas mínimas en torno a -10 grados en el Pirineo oscense, desde las 0.00 hasta las 9.00, que será de menor intensidad (-4 grados) en el centro de la provincia.

En municipios como Benasque están acostumbrados a esos registros, aunque como reconoce su alcalde incluso en las horas centrales del día siguen bajo cero, lo que provoca la formación de placas de hielo en las calles. "Tenemos vehículos preparados, que echan fundentes, pero el hielo ya ha causado varias caídas", señala Ignacio Abadías. En esta localidad existen dos puentes calefactados para evitar resbalones de los viandantes.

Aulas ventiladas

Un problema añadido a partir de este jueves será el regreso de los alumnos a las aulas, donde habrá que abrir ventanas para garantizar la ventilación por la covid, aún con temperaturas bajo cero. El profesorado ha mostrado su inquietud por la vuelta después de las vacaciones navideñas en medio de una ola de frío. Carmen López, presidenta de la junta de personal docente de la provincia de Huesca, ha explicado que el tema se puso sobre la mesa en una reunión con la dirección de Educación. "Nos dijeron que iba a cambiar la normativa, que con abrir antes y después de clase unos minutos o tener abierto dos dedos, sería suficiente. Pero qué pasa ahora con la ola de frío y la vuelta a la presencialidad con hasta 30 alumnos en un aula". Asegura que en una visita en diciembre a un instituto de Huesca, algunos se cubrían con mantas.

Precisamente, la Escuela Politécnica ha avisado de que una avería en la calefacción impedirá impartir clases hoy, trasladándose la docencia al 14.

Por otra parte, muchos ayuntamientos han emitido consejos en sus redes sociales, ante la previsión de nevadas y temperaturas muy bajas para los próximos días, recomendando evitar al máximo salir de casa y realizar desplazamientos.

Etiquetas
Comentarios