Despliega el menú
Huesca

Lección de historia templaria en el castillo de Monzón

400 personas participarán en los diez pases que se celebran hoy y mañana en la fortaleza para contemplar como vivía la Orden del Temple.

El poder de atracción de los templarios sigue intacto nueve siglos después de que moraran el castillo de Monzón. Este fin de semana queda de manifiesto con el lleno total a los diez pases a la recreación histórica ‘La encomienda templaria de Monzón. 1175 Anno Domini’ que se han organizado para este sábado y domingo. 400 personas, 40 por pase, llegadas de varios puntos de Aragón y Cataluña, han dado vida junto a una veintena de caballeros templarios y mujeres al servicio de la Orden a varios cuadros escénicos donde se mostraba al visitante cómo era la vida cotidiana entre muros.

Darío Español, de HP Lab y Héroes Legendarios, se encarga de dar la bienvenida una vez pasado el último túnel que conduce a la plaza formada por la capilla de San Nicolás, donde se muestra cómo se celebraban los cultos y las iniciaciones en la Orden, los aposentos de los monjes y la torre de Jaime, donde vivió el joven rey de 1214 a 1217. Allí se han recreado sus aposentos con todo lujo de detalle.

La visita continúa en la fragua, donde los hermanos preparaban flechas y espadas, en la sala noble de la Encomienda –la más rica de Aragón-, se visita la cocina para mostrar en desde la “arqueograstronomía” la dieta templaria y la comida de los nobles, clérigos y pueblo llano. El viaje a la Alta Edad Media termina en la Sala Capitular, donde se ha recreado el trono del rey Jaime y también se muestra las armas y yelmos utilizados por la orden templaria. En total, pases de 1 hora y 30 que se hace muy corta con esta lección didáctica de historia, llevada a cuenta con las debidas medidas de seguridad (uso de gel, mascarilla y distancia social).

Español considera que es “un tipo de recreación distinta”, reconstruyendo estancias interiores, los dormitorios templarios, un taller de gastronomía de la época… que los visitantes podrán recorrer conociendo cómo era la vida dentro de la fortaleza en el siglo XII y recibiendo, en los espacios exteriores, breves explicaciones que ayudan a comprender sus liturgias diarias, el papel que jugaban las guerras, su vida cotidiana… “La gente está deseando volver a las actividades culturales, y la prueba de fuego fue la recreación del mes de agosto, en la que las entradas se esfumaron en 24 horas”, cuenta el responsable de HP Lab y Hérores Legendarios. “Ha sido un exitoso. La recreación ha sido de gran calidad y todo estaba ya reservado. Hemos traído escenas nuevas y la gente ha salido muy contenta”, señalaba.

El concejal de Turismo del Ayuntamiento de Monzón, Jesús Guerrero, se expresaba en los mismos términos: “En cuatro días se vendieron las 400 plazas. Ha sido un éxito y Monzón va a seguir apostando por su buque insignia, por el tema templario. Más adelante haremos otras recreaciones en las que mostraremos diversos aspectos de la historia del castillo en otras épocas. Tenemos proyectos ambiciosos a nivel de recreación y con las nuevas tecnologías para poner en valor la fortaleza y la Orden del Temple siempre con gente de casa y de las comarcas vecinas”.

Etiquetas
Comentarios