Despliega el menú
Huesca

seguridad ciudadana

Huesca tendrá ocho nuevas cámaras de vídeo-vigilancia en zonas conflictivas

El Ayuntamiento ha adjudicado la colocación de los aparatos en el barrio del Perpetuo Socorro (3), el parque Miguel Servet (3) y la zona de las Miguelas a petición de la Policía Local.   

Perpetuo Socorro, centro civico. Huesca. 19/08/2015/Javier Broto/
Una de las cámaras se colocará en la esquina del Centro Cívico
Javier Broto

El sistema de vídeo-vigilancia de Huesca, que consta de 89 videocámaras fijas, va a ampliarse con otras ocho, a petición de la Policía Local de la capital oscense. El Ayuntamiento ha adjudicado ya la colocación de los nuevos aparatos de grabación, que estarán instalados en menos de dos meses en los puntos designados; tres en el barrio del Perpetuo Socorro, otras tantas en el parque Miguel Servet y dos en la zonas de las Miguelas.

Una de estas cámaras será fija y las otras siete tendrán movimiento de rotación. Con ellas, el sistema de vídeo-vigilancia municipal constará de 97 aparatos en diferentes lugares públicos, todos ellos autorizados por la Delegación del Gobierno en Aragón y amparadas en la normativa vigente. 

La colocación de las nuevas cámaras responde a la demanda planteada a principios del mes de junio de este año 2019 por parte del jefe de la Policía Local de Huesca, que expuso por escrito la necesidad de instalar puntos de vídeo-vigilancia en distintos enclaves de la ciudad. 

Desde este cuerpo de seguridad, al igual que desde la Policía Nacional, se había observado que hay lugares del casco urbano en los que se deberían instalar dichas cámaras  para prevenir y resolver delitos, constatar infracciones a la normativa de seguridad ciudadana y aumentar la protección de las personas y de los bienes. 

Tres de las cámaras se colocarán en el barrio del Perpetuo Socorro. En concreto, se pondrán en la confluencia de las calles Miguel Fleta y Gibraltar (en la esquina del Centro Cívico Santiago Escartín Otín), entre la calle Miguel Fleta y el pasaje Río Guarga y en la calle Valencia. En esta última, el aparato se instalará frente a la parroquia, donde se han producido algún robo. 

Otras tres estarán en el parque Miguel Servet, en el centro de la ciudad y también objeto de actos vandálicos. Dos se pondrán en el estanque de los patos y una en la Rosaleda. 

La rotonda y el parque de las Miguelas contarán con otras dos cámaras.      

Etiquetas
Comentarios