Despliega el menú
Huesca

balance de 2018 en huesca

Cruz Roja advierte de usuarios que no pueden pagar la luz, el alquiler ni las medicinas al tener empleos precarios

"Hay personas que trabajan pero que siguen viniendo a Cruz Roja a pedir ayudas porque no les alcanza el sueldo".

Voluntarios en un servicio preventivo.
Voluntarios en un servicio preventivo.
Cruz Roja

Cruz Roja de Huesca ha alertado sobre la situación de algunos usuarios que, pese a tener un trabajo, no pueden afrontar el alquiler, la factura de la luz o el pago de medicamentos y requieren ayuda de la ONG. "Hace unos años veíamos usuarios nuevos. Ahora vemos casos de cronificación de la pobreza. Personas que incluso teniendo empleo no pueden afrontar esos pagos y siguen viniendo a Cruz Roja porque el salario no les alcanza. Trabajan a tiempo parcial, aunque querrían hacerlo a tiempo completo, porque es la oferta que hay en el mercado laboral. Y se agrava en el caso de las mujeres", ha explicado Sifro González, coordinador provincial, que ha presentado este miércoles la memoria de actividades de 2018 junto al presidente, Antonio Vallés. 

El año pasado, atendió a 117 personas en el programa de prevención de la exclusión residencial, ciudadanos que estando en situación de desempleo o con empleos precarios no pueden pagar un alquiler. Esa cifra representa casi el doble de los beneficiarios en 2016 (64), y más que los de 2017 (83). En cuanto a ayudas de atención urgente a necesidades básicas (entrega de productos de higiene, alimentos o vestuario) hubo 775, que también sirvieron para gastos derivados del hogar como consumo de luz y gas, y otros puntuales de parafarmacia, óptica o salud bucodental. "Seguimos en la línea descendente en artículos pata atender necesidades básicas, como la alimentación. El grueso sigue estando en la pobreza energética y el alquiler de vivienda", comentó Sifro González, que se mostró alarmado también por los datos de la pobreza farmaceútica.   

Cruz Roja mira especialmente a las mujeres en dificultad social. Hay un servicio de atención para víctimas de violencia de género. En 2018 llegó a 82. Está basado en la utilización de tecnologías como teléfono móvil y telelocalización para las aquellas con una orden de protección. 

El programa de atención a inmigrantes, que comprende alfabetización, información, clases para preparación de la nacionalidad, orientación educativa o sensibilización social, benefició a 337 personas, frente a los 372 casos hace dos años. Más reciente es la acogida de refugiados, con 40 participantes a los que se ayuda en un itinerario de integración por fases de entre 18 y 24 meses en cuestiones como la asistencia jurídica, traducción o acogida temporal.

Respecto a programas de infancia, se llegó a 288 menores en dificultad social. En el caso del apoyo para evitar la exclusión escolar, intentando favorecer una educación en igualdad y apoyar los gastos de libros o material, Cruz Roja benefició a 290.

Las personas mayores son otro de los pilares de su trabajo, con la ayuda a domicilio, una red social o promoción del envejecimiento saludable. El año pasado atendió a 4.177. También a 890 discapacitados. En total, realizó más de 21.000 intervenciones en transportes en vehículos adaptados dirigidas a personas con problemas de movilidad. En atención, seguimiento y protección a personas vulnerables, se recibieron 324.811 alarmas. Además de la teleasistencia domiciliaria y la móvil, Cruz Roja ofrece un servicio de telelocalización a través del cual los cuidadores pueden conocer la ubicación del portador. Hay 16 personas con este dispositivo. 

El plan de empleo permitió que el 49,8% de los atendidos pudieran obtener algún tipo de contrato. Son personas de difícil inserción laboral, como los mayores de 45 años o trabajadores con escasa formación.     

Pero Cruz Roja atiende también accidentes y emergencias. En 2018 realizó 373 servicios preventivos terrestres para cubrir actos deportivos, culturales y sociales, fiestas patronales, espectáculos y conciertos. El abanico de servicios continúa con acciones de cooperación internacional o ludotecas y actividades de apoyo escolar por medio de Cruz Roja Juventud. 

El presidente y el coordinador provinciales agradecieron la labor de sus 1.945 voluntarios, de los que 1.194 son mujeres. Tiene además 15.763 socios en la provincia y 305 empresas asociadas.   

     

 

  

Etiquetas
Comentarios