Despliega el menú
Huesca

maltrato animal

La denuncia contra el cazador que maltrató a un zorro sigue en la vía administrativa

Una asociación animalista no descarta el recurso al Constitucional tras el archivo de la causa penal confirmada por la Audiencia de Huesca

Imputado un vecino de Huesca por la tortura a un zorro mostrada en un vídeo
Imagen del vecino de Huesca torturando al zorro mostrada en un vídeo grabado por un compañero de batida. 
Guardia Civil

El archivo de la causa contra el cazador que torturó hasta la muerte a un zorro en un coto de Huesca no significa que su brutal acción, grabada con un teléfono móvil, acabe sin castigo. La Audiencia Provincial de Huesca ha confirmado el sobreseimiento del proceso penal, pero ahora seguirá adelante la vía administrativa, que se paralizó mientras resolvían los jueces.    

Jorge Piedrafita, abogado de la Asociación Nacional de Animales con Derechos y Libertades (Anadel), que recurrió el archivo en primera instancia, ha señalado que respeta el auto de la Audiencia de Huesca, aunque no lo comparte jurídicamente. "Realiza una interpretación restrictiva de la sanción penal a unos hechos tan crueles e impropios de la caza como señala el propio auto", ha declarado. Su intención es seguir ejercitando las acciones legales oportunas en todos los ámbitos "para que unos hechos tan lamentables no queden impunes".

El letrado resalta además que el mismo auto en su razonamiento señala la necesidad de una urgente reforma del Código Penal para evitar que vuelva a repetirse "una situación de atipicidad y laguna normativa como en este caso". Según los jueces, la víctima del maltrato es un animal salvaje y el autor no puede ser sancionado por esta vía, ya que la ley solo castiga con la pena de tres meses a un año de prisión el maltrato de animales domésticos o que no vivan en estado salvaje.

La vía judicial ordinaria se ha acabado y ahora solo cabe un recurso al Tribunal Constitucional, ha señalado Jorge Piedrafita, quien no descarta esa posibilidad. La asociación a la que representa lo está valorando. 

El proceso judicial dejó en suspenso la vía administrativa, que ahora se va a retomar. De hecho, recuerda Piedrafita, en su momento la denuncia se presentó ante la Guardia Civil y ante la DGA. "Pediremos que se retome el proceso administrativo por maltrato animal". Este puede concluir en una sanción de cuatro años de retirada de la licencia de caza y una multa. "La Audiencia ha dicho algo importante, que esa no es una acción de caza. No podemos dejar que la conducta quede impune", ha afirmado el letrado de Anadel.   

Etiquetas
Comentarios