Despliega el menú
Huesca

Alberto Edroso: un intendente con 35 años de servicio a punto de jubilarse

Se trata de la única persona detenida en Huesca este martes en el marco de la operación anticorrupción Enredadera.

lberto Edroso tomó el mando de la Policía Local de Huesca en 2001 tras de once años de jefe en Jaca.
Alberto Edroso tomó el mando de la Policía Local de Huesca en 2001 tras de once años de jefe en Jaca.
R. G.

Alberto Edroso tomó el mando de la Policía Local de Huesca en 2001, tras de once años de jefe en Jaca, ayuntamiento del que también fue letrado de sus servicios jurídicos. Después de casi 18 años en ese puesto, pasará a segunda actividad el próximo 12 de agosto al cumplir 60 años.

Casualmente, el pasado mes de mayo recibió la Medalla Nacional en reconocimiento a su trayectoria, de manos del presidente de la Unión de Jefes y Directivos de Policía Local de España (Unijepol), José Luis Carque. Él forma parte del Consejo Directivo Nacional de esta entidad y es presidente de Unijepol-Aragón. Está licenciado en Derecho.

Al recibir el premio, agradeció esta distinción y manifestó que en sus 35 años de servicio "he tenido el privilegio y el honor de asumir una serie de responsabilidades y de cometidos que me han permitido conocer y trabajar con distintos departamentos del Ayuntamiento y también instituciones y entidades de Huesca, Aragón y de España". Recalcó, además, que pasará a otra etapa de su vida "con la satisfacción del deber cumplido" y confesó sentirse "orgulloso" de haber dirigido a la Policía Local de Huesca "donde he servido a la ciudad y a las distintas corporaciones siempre con lealtad y dedicación, como este cargo necesita".

Bajo su gestión, con 908 de 1.000 puntos posibles, Huesca se ha convertido en la primera capital de provincia española que logra el Diploma de Excelencia, el máximo sello de la Fundación Española para la Seguridad Vial (Fesvial), un galardón que recogió el alcalde, Luis Felipe, el 14 de mayo.

En una entrevista concedida hace solo unos días a HERALDO hablaba de los cambios experimentados por el cuerpo desde que el llegó. Entonces había un cuartel en la plaza de San Antonio, los agentes no portaban armas y las denuncias se amontonaban en un pasillo porque no se tramitaban. Ahora existe un nuevo cuartel y más efectivos. La plantilla está compuesta por 81 agentes, siete de ellos en segunda actividad.

Etiquetas
Comentarios