Despliega el menú
Huesca
Suscríbete

El temporal dejará hasta 35 cm de nieve a partir de 500 metros y se extiende por todo Aragón

La Confederación Hidrográfica del Ebro avisa de posibles crecidas en los ríos de la margen izquierda por las lluvias.

Un temporal de lluvia, nieve y viento barrerá prácticamente toda la Comunidad este fin de semana. Los primeros copos empezaron a caer anoche en el Pirineo, afectando a la carretera A-136, donde había restricciones para camiones en el puerto de El Portalet. Fue solo un aperitivo, pues las nevadas pueden llegar hoy a puntos situados a 500 metros. Mañana, domingo, la cota irá subiendo a 800 metros. Además, las lluvias serán abundantes sobre todo en el norte, y localmente fuertes, con posibles crecidas de los ríos de la margen izquierda del Ebro. También se esperan heladas en las zonas altas, y vientos con rachas muy fuertes.

La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) ha activado el aviso de riesgo importante por nevadas en el Pirineo oscense, donde se pueden acumular hasta 35 centímetros. También afectarán al centro de la provincia de Huesca, con hasta 10 centímetros, y a las comarcas turolenses de Albarracín, Jiloca, Gúdar y el Maestrazgo, donde la probabilidad de nieve es del 10% al 40%, con espesores de 20 cm. En el Bajo Aragón podrían caer 4 cm. La alerta se prolongará todo el día de hoy. En el caso de las dos últimas comarcas, el aviso se refiere también al viento, con rachas máximas de hasta 100 km/h.

Asimismo, hay que tener cuidado con las salidas a la alta montaña porque hay riesgo de aludes, con nivel 4 (de una escala de 5) por encima de 2.000 metros. Se estima que por encima de esta altitud se depositarán más de 50 centímetros de nieve en amplios sectores, incrementando el peligro de avalanchas.40 litros en 12 horas

Pero además de nieve y viento, habrá lluvias, que podrían dejar 40 litros por metro cuadrado en 12 horas. Estas intensas precipitaciones, esperadas para la madrugada de hoy y la próxima noche, pueden provocar aumentos de caudal importantes. Según informó la Confederación Hidrográfica del Ebro, las previsiones apuntan a una crecida generalizada en los ríos de la margen izquierda de la cuenca del Ebro, desde Burgos (Nela) y hasta el río Aragón, e incluso es posible que algunas tengan carácter extraordinario. En las cabeceras podrían superarse los 80 l/m2. También en puntos de la Ibérica riojana y del Bajo Ebro superarían los 50 l/m2. En el resto de la cuenca serían menos importantes, aunque la previsión meteorológica indica 20 litros por metro cuadrado en cualquier zona.

Para prevenir esta situación se han realizado maniobras de desembalses controlados en las presas de Yesa e Itoiz, en Navarra, generando resguardos que permitan laminar los caudales cuando se produzca el episodio de crecidas de los ríos.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión