Aragón
Suscríbete

aragón

Afectados por covid persistente reclaman visibilidad: "Estamos casi en el punto de partida a nivel asistencial"

Alrededor de 200 personas han participado este sábado en Zaragoza en la concentración convocada por la Asociación Long Covid Aragón.

Concentración de apoyo a los pacientes con covid persistente, este sábado en Zaragoza.
Concentración de apoyo a los pacientes con covid persistente, este sábado en Zaragoza.
Guillermo Mestre

Los testimonios de los afectados por covid persistente reflejan la realidad de una enfermedad que provoca cansancio, dolor muscular, pérdida de memoria, afectaciones cardíacas, disnea... Muchos de quienes conviven con estas secuelas meses después de haber pasado la infección por coronavirus han participado este sábado en una concentración que ha reunido a alrededor de 200 personas en la plaza de España de Zaragoza. 

Convocada por la Asociación Long Covid Aragón, que aglutina a más de 600 miembros afectados por esta patología en la Comunidad de los más de 1.600 reconocidos por el Departamento de Sanidad, ha tenido como lema ‘Visibilidad de la covid persistente, por una atención sanitaria adecuada’. Desde la organización se decidieron a dar este paso "debido a la falta de recursos puestos a disposición de este colectivo por parte de las instituciones" y después de "casi tres años de trabajo" pidiendo unidades de atención integral para los pacientes afectados de covid persistente en Aragón y derivaciones a rehabilitación respiratoria y cognitiva "sin resultados". 

Con una pancarta con el mensaje "Quiero volver a ser yo", algunos de los asistentes portaban carteles con distintas reivindicaciones, como '¡Médicos de referencia en los hospitales ya!', 'Unidades de covid persistente, una necesidad urgente!' o 'El INSS nos manda a trabajar cuando muchos no pueden ni caminar'.

Tras la lectura de un manifiesto, al que se sumaron entidades, sindicatos, partidos políticos y personas a título individual, se han trasladado los testimonios de afectados que no habían podido acudir a la concentración. Con la voz entrecortada por la emoción, desde la junta directiva han leído frases que resumen un sentir general: "Con 50 años he tenido que cambiar mi vida y dejar todo atrás". Había también quien reconocía: "Mi vida cambió 180 grados". Hay, además, quien se pregunta: "¿Ahora, quién se acuerda de nosotros?". Algunos de los participantes en la concentración, de modo espontáneo, han trasladado su testimonio sobre cómo la enfermedad ha supuesto un antes y un después en su día a día. Una de las afectadas ha reconocido que la covid persistente ha trastocado su vida, hasta el punto, ha dicho, de pasar a ser "una persona invisible".

Desde la Asociación Long Covid han apuntado que la media de edad de los afectados es de 43 años, pero "también hay niños, adolescentes y personas de distintas edades". "Estamos casi en el mismo punto de partida a nivel asistencial", han asegurado, que cuando tras la primera ola de coronavirus, en primavera de 2020, empezaron a darse los primeros casos de covid persistente. Señalan que «existe en general un claro infradiagnóstico de esta condición, debido a la escasa formación a los profesionales de la salud, quienes en su mayoría todavía desconocen esta compleja enfermedad y diagnostican a los pacientes por uno de sus múltiples síntomas, y a la falta de pruebas PCR o de antígenos realizados por el Departamento de Sanidad. 

Recordaron que todavía no hay ningún tratamiento efectivo ni existe ninguna cura para la covid persistente, "por lo que tratar a los pacientes como enfermos crónicos en Atención Primaria únicamente no parece la manera más idónea de abordar los síntomas a largo plazo de un virus todavía muy desconocido". Hicieron también un llamamiento a los grupos parlamentarios para que incluyan la covid persistente en sus programas de Sanidad para la siguiente legislatura.

Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión