Aragón
Suscríbete por 1€

La DGA invertirá 180.000 euros para proteger a los bosques maduros de Aragón

En la comunidad están presentes los hayedos acidófilos atlánticos, de Asperulo-Fagetum y calcícolas medioeuropeos, los pinares de pino negro, de pino mesogeano y los bosques endémicos de Juniperus.

Diego Bayona, director general de Gestión Forestal y Medio Natural, ha visitado este viernes el Sabinar de Olalla (Teruel).
Diego Bayona, director general de Gestión Forestal y Medio Natural, ha visitado este viernes el Sabinar de Olalla (Teruel).
DGA

El director general de Gestión Forestal y Medio Natural, Diego Bayona, ha visitado este viernes el Sabinar de Olalla (Teruel), donde ha anunciado una inversión de 180.000 euros, a través del Mecanismo de Recuperación y Resiliencia (MRR) del Gobierno de España, para la puesta en marcha de un Plan para la Protección de los Rodales Forestales Maduros de Aragón.

Para colaborar en la realización de este plan, la dirección general contratará una asesoría técnica que, mediante la aplicación de avanzada tecnología cartográfica, permita la clasificación y segmentación de los bosques para proteger este tipo de masas forestales, en cumplimiento de nueva Estrategia sobre Biodiversidad 2030 de la Unión Europea, ha informado el Gobierno de Aragón en una nota de prensa.

Bayona ha informado de que en torno al 10 % de los bosques aragoneses serán definidos como maduros "con el objetivo de protegerlos y gestionarlos sosteniblemente" para lo que previamente será necesario identificarlos, clasificarlos y estudiar su evolución.

"Solo así, podremos elaborar una planificación adecuada que nos permita establecer las medidas para una adecuada gestión", ha dicho el director general durante su visita al Sabinar de Olalla.

El director de gestión forestal ha apuntado asimismo al empeoramiento de la conservación de la biodiversidad sobre la que alerta la comunidad científica por la destrucción a un ritmo exponencial de los bosques vírgenes, primarios, viejos o maduros, en gran parte de los casos "irreversible”, y en cuya protección Bayona considera "fundamental trabajar prioritariamente".

De todos los hábitats de interés comunitario forestal existentes, en Aragón están presentes los hayedos acidófilos atlánticos, de Asperulo-Fagetum y calcícolas medioeuropeos, los pinares de pino negro, de pino mesogeano y los bosques endémicos de Juniperus.

Además de localizarlos y cartografiarlos, se analizarán sus parámetros biofísicos con el fin de determinar su estado de conservación, para lo que se utilizarán técnicas de teledetección LiDAR, a través del tratamiento y análisis de imágenes satélite.

El Sabinar de Olalla tiene unas características muy especiales ya que tuvo un uso tradicional ganadero y cuenta con numerosos ejemplares de sabina multicentenarios en el que lo más destacable es su regeneración de manera natural, por lo que ahora es uno de los escasos espacios en Aragón en los que no existe huella humana reciente y permite conocer cómo evolucionan en el tiempo las masas forestales per sé, sin la interferencia humana, han explicado desde la Dirección General de Medio Natural y Gestión Forestal.

Este departamento ya ha estado trabajando en los últimos años en esta línea con la creación de siete parcelas de estudio en distintos espacios naturales de la Comunidad Autónoma, donde se realizan análisis de sus parámetros biofísicos. 

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión