Aragón
Suscríbete

coronavirus

Medio centenar de zonas básicas de salud de Aragón llevan una semana sin casos de covid, ¿cuáles son?

Áreas sanitarias con más de 15.000 cartillas, como Zuera, Santa Isabel, Oliver, La Almunia de Doña Godina o las tres de Huesca capital mantienen a cero su IA a 7 días.

La Ciudadela de Jaca se llena de visitantes.
La Ciudadela de Jaca se llena de visitantes.
Laura Zamboraín

Aragón sigue conteniendo los contagios. A pesar de ser una de las comunidades con peores indicadores -y a la espera del efecto que pueda tener el puente del Pilar-, cada vez más zonas básicas de salud de la Comunidad consiguen mantener a raya la pandemia. A fecha de este lunes, hay 53 áreas sanitarias (el 43% del total) que no han tenido ningún caso en la última semana. Esto les ha permitido mantener a cero la incidencia acumulada a 7 días por 100.000 habitantes, que es uno de los principales indicadores para seguir la evolución de la crisis sanitaria.

Esta circunstancia, que antes quedaba reservada para zonas básicas de salud pequeñas y aisladas, ahora también se da en otras más grandes. Algunas de ellas, incluso con más de 15.000 cartillas sanitarias, como Santa Isabel, Romareda-Seminario, Oliver, La Almunia de Doña Godina, Zuera o las tres de Huesca capital. El caso de esta capital es especialmente llamativo, ya que lleva once días sin notificar casos, algo complicado para toda una capital de provincia. También tienen a cero su incidencia semanal otras localidades grandes como Jaca, Sabiñánigo, Híjar, Gallur o Andorra.

En estas 53 zonas básicas de salud en las que no ha habido casos en la última semana viven casi 300.000 personas, es decir, al 23% de los aragoneses. Por lo tanto, casi uno de cada cuatro vecinos de la Comunidad vive en una zona básica de salud en la que no se ha detectado ningún caso en la última semana.

En el extremo contrario destaca el caso de Caspe. Solamente este lunes notificó 12 casos, casi la mitad de los que se detectaron en todo Aragón. En la última semana se han detectado 42, lo que ha disparado su IA a 7 días hasta los 400 casos por 100.000 habitantes, cuando la media de la Comunidad está en 25. La alcaldesa de la localidad, Pilar Mustieles, señala que este brote corresponde “a núcleos familiares” y que no se están registrando casos graves.

Después de Caspe, las zonas básicas de salud que tienen una peor incidencia semanal son Ariza (288) y Mas de las Matas (229). Son áreas mucho más pequeñas que Caspe (entre las dos suman 4.000 cartillas, por las 10.700 de Caspe), por lo que en cuanto tienen unos pocos casos este indicador se dispara. De hecho, esas dos localidades han tenido cuatro y seis casos en la última semana, respectivamente.

Después de Caspe, la siguiente zona básica de salud de tamaño grande que acumula peores datos de incidencia es la vecina Fraga. Aquí se han detectado 21 casos en la última semana. Desde el centro de salud, la coordinadora de Enfermería, Pilar Albás, señala que se trata fundamentalmente de “contactos sociales”, surgidos en las familias y que “no tiene que ver con las ‘no fiestas’ del Pilar”, que el Ayuntamiento renunció a organizar.

Albás cuenta que se trata de “contactos que van saliendo entre tres núcleos familiares”, que se habían juntado previamente en alguna comida o reunión. Son un grupo heterogéneo en cuanto a edad, aunque predominan los mayores de 40 años. También hay algún menor de 12 años, pese a lo cual no se han detectado contagios ni brotes en los colegios y centros escolares de la zona. En su mayoría son personas vacunadas y que están pasando la enfermedad sin apenas síntomas.

La incidencia acumulada a 7 días lleva tres días con ligeras subidas en Aragón: de los 21,9 del jueves pasado a los 25 en los que está ahora. Con cifras muy bajas de contagios, cualquier pequeño brote tiene una repercusión directa en este indicador. Por lo tanto, habrá que esperar a los próximos días para ver si se logra contener el crecimiento o si se confirma la tendencia al alza, teniendo en cuenta la influencia que han podido tener las reuniones y fiestas del puente del Pilar.

Hasta ahora, la evolución era muy positiva. La incidencia acumulada semanal llegó a los 450 en la tercera semana de julio, cuando se alcanzaron uno de los picos más altos de toda la pandemia. Desde entonces, su descenso ha sido prácticamente ininterrumpido hasta ahora, lo que ha tenido su repercusión posterior en los hospitales, que han visto aliviada su carga camas de covid.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión