Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

Campo de cariñena

PP y CHA salvan sus diferencias y en dos días habrá relevo en la alcaldía de Aguarón

El nacionalista Alberto Ruesca cede el puesto al popular Juan Carlos Bernal tras el choque por la sociedad municipal.

Alberto Ruesca (CHA), izquierda, y Juan Carlos Bernal (PP), en el ayuntamiento de Aguarón.
Foto de archivo de Alberto Ruesca (CHA), izquierda, y Juan Carlos Bernal (PP), en el Ayuntamiento de Aguarón.
Macipe

Los socios de gobierno en el Ayuntamiento de Aguarón, PP y CHA, han salvado sus diferencias sobre la sociedad urbanística municipal y en dos días habrá relevo al frente de la Alcaldía. El hasta ahora alcalde, el nacionalista Alberto Ruesca, asumió finalmente que debía cumplir el pacto sellado hace dos años y pasar la vara de mando al popular Juan Carlos Bernal, que se hará efectivo con el voto de los dos populares y del nacionalista, que ya sumaron sus fuerzas en junio de 2019 para desbancar al socialista Lucio Cucalón y sus dos compañeros de filas.

La alternancia se tenía que hacer efectiva hace un mes, pero el ahora alcalde no estaba dispuesto porque sus socios del PP le acusaban de no facilitarles la información sobre el proceso de disolución y liquidación de la Sociedad de Desarrollo de Aguarón. "Les pedí que rectificaran, porque se ha llegado a decir que tapábamos la mala gestión del PSOE, que la encubríamos y no dábamos la documentación. Finalmente, en el pleno de la semana pasada reconocieron que se habían podido equivocar y anuncié entonces mi renuncia, que se hizo efectiva el mismo día 14", relató el ya exalcalde.

La corporación tuvo este martes conocimiento de su decisión en un nuevo pleno celebrado ayer, por lo que solo queda votar la designación el viernes del hasta ahora teniente de alcalde, Juan Carlos Bernal, que lleva una semana de alcalde en funciones. Los socios comparten la decisión de "desencallar" la Sociedad de Desarrollo de Aguarón que, lamentan, lastra "el funcionamiento diario municipal", y esto pasa por culminar el proceso de disolución y liquidación.

Solicitud de auditoría

Bernal señaló que nada más asumir el cargo va a encargar una auditoría para conocer al detalle la situación de dicha sociedad, constituida hace quince años por el socialista Lucio Cucalón y cuyo extenso objeto social engloba desde la redacción de estudios urbanísticos y la adquisición y explotación de fincas hasta su urbanización, construcción, alquiler y venta. "Está en manos de los abogados y sin tener las cuentas reales no podemos valorar lo que hay. Con la auditoría ya podremos saber de qué forma se puede disolver", añadió.

Ruesca recordó que la junta general de la sociedad acordó el pasado 29 de junio instar el concurso y la liquidación, pero insistió como su sucesor que antes deben analizar las cuentas antes de acudir al juzgado. "Tenemos que intentar evitar las responsabilidades penales. Se ha podido hacer cosas mal, pero igual sin ninguna intención", añadió.

Los socios de gobierno tendrán ahora que acordar de nuevo las delegaciones que asumen, aunque el alcalde saliente trasladó su interés por mantener las áreas que ha gestionado hasta ahora, las de Cultura, Turismo y Deporte. "La gestión ha sido buena en estos dos años y ha habido sintonía, ahora va a asumir la Alcaldía el PP porque lo tenía clarísimo", añadió.

Juan Carlos Bernal subrayó que su objetivo seguirá siendo "unir al pueblo" y acabar con la polarización, mantener la transparencia que implantaron hace dos años en la gestión de las cuentas y acometer más actuaciones como el único circuito aragonés de orientación o el nuevo parque-merendero.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión