Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

tecnología

‘Fumigadrones’, precisión contra las plagas en el campo

Ignacio Nicolás y Rubén Aranda han creado Volaresdedrones, una empresa de servicios de drones, como el mapeo y la fumigación de precisión en agricultura.

Los drones, una vez cargados todos los parámetros, realizan el recorrido fumigando gota a gota sobre las plantas.
Los drones, una vez cargados todos los parámetros, realizan el recorrido fumigando gota a gota sobre las plantas.
Volaresdedrones

Encontrar la manera de acercar una de sus pasiones, los drones, a la sociedad, fue lo que llevó a Ignacio Nicolás y Rubén Aranda a dar forma durante estos meses de pandemia a Volaresdedrones, una ‘start up’ que está en fase de convertirse en empresa.

Para ello, están esperando un cambio en la normativa vigente que conlleve una mayor adaptación para el uso de estos aparatos, "que son no solo el futuro, sino el presente de muchas actividades" y que actualmente "se rigen prácticamente por la misma normativa que un Boeing 747", señala Ignacio Nicolás.

Mientras llegan estas modificaciones, los aparatos de Volaresdedrones desarrollan su trabajo en una amplia variedad de ámbitos, como toma de imágenes o grabaciones de vídeos corporativos, y entre ellos, en el campo de la agricultura, en dos actividades muy concretas: la toma de imágenes para el mapeo de precisión y el campo de la fumigación de precisión.

"Fumigar por medio de drones puede suponer un ahorro tanto en costes como en tiempo de en torno a un 70% frente a los métodos tradicionales", apunta Nicolás, que explica cómo se desarrolla este proceso: "Una vez obtenida la información sobre el tipo de sustancia fertilizante, se cargan y se introducen todos los parámetros en el dron antes del despegue, para que haga el recorrido y fumigue gota a gota directamente sobre las plantas. El piloto solo tiene que estar pendiente de que el dron haga el recorrido correctamente o de actuar cuando el dron tenga algún problema", detalla.

Este modelo, para el que es necesario un modelo concreto de dron y un curso específico de piloto aplicador fitosanitario, tiene, además de las económicas, una serie de ventajas medioambientales. Entre ellas destacan una menor emisión de dióxido de carbono a la atmósfera y menos transferencia de nitrógeno a la tierra, ya que la fumigación se produce de manera totalmente precisa sobre la planta o el árbol. Además, se evita el exceso de fertilizante que puede filtrarse a las aguas subterráneas.

Ignacio Nicolás y Rubén Aranda, creadores de Volaresdedrones.
Ignacio Nicolás y Rubén Aranda, creadores de Volaresdedrones.
HA

Formación

El proyecto de Ignacio y Rubén fue seleccionado por Zaragoza Activa junto a otros 29, de un total de 132, para poder acceder a un programa de formación que les llevara a convertir su ‘start up’ en una empresa. "Estar en Zaragoza Activa nos aporta conocimientos en materias de gestión de las empresas, como el hecho de hacerse autónomo, el plan de negocio o la gestión de redes sociales, que son tan importantes como el saber hacer bien nuestra actividad", incide Ignacio.

Además del de Ignacio y Rubén, en este programa hay varios proyectos relacionados con la agricultura, como una cooperativa de producción de setas o una empresa de quesos veganos. "La selección se basó en criterios de innovación, originalidad, viabilidad, sostenibilidad, creación de empleo, grado de impacto social, replicabilidad, escalabilidad y disponibilidad de asistencia", explican desde el Ayuntamiento de Zaragoza.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión