Despliega el menú
Aragón

educación

Familias de niños con necesidades educativas especiales denuncian la falta de auxiliares en Aragón

El Gobierno de Aragón defiende que a lo largo de los últimos años han hecho un esfuerzo para ofrecer un apoyo más amplio en cuanto al número de personal y horas de desempeño.

Abrigos en un aula de infantil de un colegio zaragozano
Abrigos en un aula de infantil de un colegio zaragozano, en una imagen de archivo
HA

“Mi hijo tiene reconocido un auxiliar por el Gobierno de Aragón y no se cubren sus necesidades”. La historia se repite en varios centros aragoneses entre las familias de alumnos ACNEAEs -Alumnado Con Necesidad Específica de Apoyo Educativo- y ACNEE- Alumnado Con Necesidades Educativas Especiales- . Desde la Federación de Asociaciones de Padres y Madres de Alumnos y Alumnas de Aragón (FAPAR) tienen constancia de la falta de profesionales en algún centro aragonés: “La bolsa de trabajadores está vacía y están a la espera de hacer contrataciones. No es que no quieran poner el auxiliar, faltan profesionales o hay alguna traba administrativa”

“En el momento que se detecta un problema en un niño, las medidas tienen que ser casi inmediatas. Con el tiempo los problemas se agravan. Siempre ha habido falta de personal, y ahora también. Faltan recursos, lo primero para la detección de casos”, sustenta Juan Antonio Planas, presidente de la Asociación Aragonesa De Psicopedagogia. Según explica, el 15% del alumnado aragonés es ACNEAE.

"Los padres del resto de niños se van en verano tan tranquilos y nosotros nos pasamos el mes de antes de empezar sin saber qué situación vamos a tener"

Alexandra Sentre denuncia que su hijo, que cursa segundo de Infantil en el CPI Arcosur de Zaragoza, no tiene cubiertas sus necesidades. “Nuestro hijo presenta retraso del neurodesarrollo y trastorno del espectro autista y tiene reconocido un auxiliar por la DGA, tras ser valorado por el servicio de orientación de Educación. Solo se adjudicó una auxiliar de Educación Especial de 25 horas a la semana para todo el centro escolar. Es solo un parche, no se cubren sus necesidades”, recalca. La madre defiende que llevan desde el año pasado sin el especialista: “Sentimos rabia e impotencia. Hemos mandado escritos y partes y llevamos con esta situación desde septiembre del año pasado”.

Alexandra Sentre, junto a su hijo, de camino al colegio Arcosur.
Alexandra Sentre, junto a su hijo, de camino al colegio Arcosur.
HA

El hijo de Belén Roy, que cursa tercero de Primaria en el colegio preferente de motóricos Augusta Bilbilis de Calatayud y sufre diplejía espástica, tiene concedido un auxiliar para 25 horas a la semana. “Mi hijo camina con dificultad, necesita apoyo en el aula. El curso pasado teníamos dos auxiliares con 25 horas para mi hijo y para otro niño con los mismos problemas. Este año, tenemos solo uno con 30 horas para los dos, aunque hasta la semana pasada solo venía 20 horas. Un auxiliar no se puede partir en dos”, denuncia. La familia ha presentado un escrito al Inspector con copia al Justicia de Aragón: “Nos lo han aceptado a trámite, pero no sabemos nada más”. A ello se suman las horas de fisioterapeuta que necesita el hijo de Belén. “El curso pasado estaba con mi hijo unas 5 horas y este curso 1 hora y media”, recalca. La vuelta al cole es, según Belén Roy, una incertidumbre para ellos: “Los padres del resto de niños se van en verano tan tranquilos y nosotros nos pasamos el mes de antes de empezar el colegio sin saber qué recursos y qué situación vamos a tener”.

"Si el colegio es preferente de motóricos tiene que tener más horas de fisioterapeuta"

Laura P. tiene una hija con dependencia grado 3 y 80% de discapacidad y un hijo con cuatro trastornos diagnosticados por un psiquiatra. Los dos acuden al colegio preferente de motóricos Parque Europa de Utebo, pero solo la niña está considerada como ACNEAE. “Conforme pasa el tiempo el recorte de horario del personal es mayor. Este curso mi hija solo tiene tres horas con un auxiliar y dos sesiones de fisio a la semana cuando el año pasado tenía todas las horas cubiertas y cinco horas de fisio por semana. Si el centro es preferente de motóricos tiene que tener más horas de fisioterapeuta”, denuncia. En el CRA Campo de Bello, en Teruel, el auxiliar llegó hace diez días. “A mi hijo, que tiene TEA, le aprobaron en verano 15 horas de profesional para este curso y ha estado casi dos meses sin él. No estoy contenta con el proceso”, denuncia Elvira Barrada.

Por su parte, el Departamento de Educación, Cultura y Deporte del Gobierno de Aragón defiende que a lo largo de los últimos años ha hecho un esfuerzo para ofrecer un apoyo más amplio en cuanto al número de personal y horas de desempeño. “Así, frente al curso 2014-2015, en el que se iniciaban las actividades académicas en septiembre con 160 Auxiliares de Educación Especial contratados, en el presente 2020-2021 el Gobierno de Aragón existen 384 auxiliares de educación especial”, explican desde la DGA.

Etiquetas
Comentarios