Despliega el menú
Aragón

Los presupuestos de aragón para 2021

La inversión crece un 47% y llega a 738 millones sin nuevos proyectos de calado

Las obras de los hospitales de Teruel y Alcañiz son las actuaciones con más fondos, con 47 millones.  Educación incluso dispone de menos dinero para nuevos equipamientos y pasa de 35 a 30 millones.

Teruel
En la imagen, las obras del hospital de Alcañiz paralizadas.
Laura Castel

La inyección extraordinaria de fondos europeos por la pandemia permitirá al cuatripartito de la DGA disponer de 738 millones de euros para invertir, un 47% más de las partidas disponibles este año. Eso sí, no se acometerán nuevos proyectos de calado y el dinero servirá para continuar y retomar equipamientos y actuaciones en curso o ya comprometidas.

Los 216 millones que el consejero de Hacienda, Carlos Pérez Anadón, prevé que lleguen gracias al fondo de reconstrucción permitirán dar la vuelta a la política aplicada por el Gobierno de Lambán desde la pasada legislatura: sacrificar la inversión para primar el gasto social. Es más, hará borrón y cuenta al pasar de 501 a 738 millones, lo que constata que habrá costado una década recuperar los niveles del último presupuesto de Marcelino Iglesias, el de 2011. Entonces, se incluyeron 743 millones en los capítulos 6 y 7 (inversiones reales y transferencias de capital), pero aún se está muy lejos del récord de los tiempos de bonanza, cuando se rozaron los 1.200 millones en coincidencia con la celebración de la Expo 2008.

El cambio será sustancial, al menos en lo que se refiere a los números globales. Si el primero presupuesto de Lambán, el de 2016, supuso un tijeretazo sustancial, de 512,3 a 375,8 millones, poco a poco ha ido recuperando el pulso de la inversión. Pero lo que no pueden anunciar sus consejeros son nuevas actuaciones de calado, ya que las inversiones reales detalladas en los presupuestos remitidos a las Cortes no aparecen.

Los proyectos más relevantes llevan apareciendo en las cuentas autonómicas desde los tiempos de la presidenta Luisa Fernanda Rudi, los hospitales de Teruel y Alcañiz, y en 2021 dispondrán casi del mismo dinero que este año, que no se ha podido gastar por las vicisitudes con las contratistas.

El complejo de la capital mudéjar sí está en obras pese a la anulación del principal contrato, el de la obra civil, gracias a que su licitación se hizo por lotes con la nueva normativa estatal. En su caso, dispondrá de 31,1 millones para continuar con su construcción, uno menos de los incluidos este año y de los que solo se había invertido un tercio al cierre del pasado mes de septiembre.

El compromiso es retomar las obras del de Alcañiz en la próxima primavera tras rescindir el contrato con las contratistas a finales del año pasado por incumplimiento culpable al paralizar los trabajos y exigir más dinero a la Administración. Para que las máquinas vuelvan a trabajar, el cuatripartito ha presupuestado otros 16,4 millones.

Los otros dos únicos equipamientos sanitarios reseñables en las cuentas de 2021 también son dos ‘viejos conocidos’. El comprometido centro de salud del barrio Jesús de Zaragoza, dotado este año con sus primeros 500.000 euros para su licitación y que contará con 4 millones para avanzar en las obras. Una cantidad algo superior, 4,4, recibirán las nuevas urgencias del hospital San Jorge de Huesca. En total, todas las inversiones reales pasarán 57,7 a 67,6 millones.

El consejero de Vertebración del Territorio, José Luis Soro, impulsará hasta catorce actuaciones con el plan ordinario de conservación y otras 17 con el programas de travesías y, en total, dedicará 44,6 millones a inversiones en la red viaria autonómica, diez más que en este ejercicio.

Lo mejor de todo es que lo hará posible sin que se dispare realmente el presupuesto de la Dirección General de Carreteras, dado los seis millones extra recogidos son para pagar la asunción de la autopista autonómica (ARA-A1), lo que elevará el montante de 66.36 a 72,68 millones. La explicación hay que encontrarla en la liberación de la mitad de los fondos que hasta ahora se vienen dedicando a subvencionar los peajes de la AP-2 y AP-68, dado que el peaje de la autopista de Barcelona se liberará en agosto al finalizar la concesión y en el caso de la de Logroño no hará falta pagar a partir de primavera al entrar en servicio la autovía de Figueruelas a Gallur.

Grandes proyectos

De la misma forma, la recuperación de la estación de Canfranc estará dotada con otros 7,2 millones y las obras de urbanización asociadas al macrocomplejo de Bon Àrea, 11,1 millones a través de Suelo y Vivienda.

El departamento damnificado es el de Educación. Solo con la inyección de fondos europeos se puede compensar el drástico recorte de las inversiones reales para equipamientos, las que realmente están dotadas con partida específica para proyectos concretos: pasan de 34,9 a 19,2 millones, tal y como consta en el tomo 16 del proyecto presupuestario, el dedicado a la territorialización de las inversiones reales y transferencias de capital. No obstante, la cifra final se eleva a 30, según las explicaciones dadas por el Ejecutivo.

La dotación más elevada es para el centro integrado Soledad Puértolas de Valdespartera (5,4 millones), seguida por el bloque de secundaria del colegio Val de Atalaya de María de Huerva (4,7) y el centro integrado Parque Venecia (3,1).

Etiquetas
Comentarios