Despliega el menú
Aragón

aragón

El Ministerio renuncia a adjudicar el autobús entre Soria y Calatayud por el coronavirus

La Dirección General, que propuso la adjudicación en julio, resolvió el 15 de octubre que la concesión en la situación actual no sería viable económicamente. La Subdelegación del Gobierno en Soria pide una "alternativa temporal".

El interior de la estación de autobuses de Calatayud.
El interior de la estación de autobuses de Calatayud, en una imagen de archivo.
Macipe

La Dirección General de Transporte Terrestre del Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana resolvió el pasado 15 de octubre renunciar a la firma del contrato de concesión del servicio público de transporte regular de viajeros por carretera entre Valladolid, Soria y Zaragoza. Esta concesión incluía la conexión por autobús entre la capital numantina y Calatayud para enlazar con el AVE que tiene parada en la localidad bilbilitana. La Subdelegación del Gobierno en Soria, a través de un comunicado, ha pedido este martes "buscar una alternativa, aunque sea temporal, para que se cubra el servicio" y asegura que los servicios jurídicos del Ministerio ya trabajan en ese sentido.

"De adjudicarse en este momento, la concesión no sería viable económicamente ya desde su inicio, al no poder prestarse en las condiciones fijadas al tiempo de licitarla (antes de la pandemia) y que fueron las tenidas en cuenta por los licitadores al presentar sus ofertas", se explica en la resolución firmada por la directora general del área. Así, argumenta que "el interés general exige, por una parte, que el servicio se preste ahora en condiciones distintas a las fijadas en el pliego y, por otra, que esas condiciones se determinen en una nueva licitación". A su vez, ahondan en que "las medidas adoptadas para hacer frente a la pandemia han tenido como resultado una reducción de la demanda del transporte de viajeros en autobús del 76% de media desde la declaración del estado de alarma".

Desde la Subdelegación del Gobierno en Soria explican que "si la agrupación de empresas que había resultado adjudicataria hubiera modificado las condiciones de prestación del servicio amparándose en la situación que ha generado la covid-19, el propio proceso administrativo de la celebración del contrato podría haber sido objeto de la interposición del algún recurso".

Esta decisión, contra la que cabe interposición de un recurso especial en materia de contratación o ante el Tribunal Superior de Justicia de Madrid, se toma una vez que el pasado 16 de julio la Mesa de contratación llegase a proponer la adjudicación del contrato a la agrupación de empresas integrada por las compañías Therpasa, Linecar y Monbus, requiriéndose por el órgano de contratación la presentación de la documentación correspondiente, y se esperaba que entrase en servicio entre cuatro y seis meses después. Finalmente, el servicio tendrá que salir a licitación, por lo que será la cuarta vez que la administración intenté ponerlo en marcha.

Se trata de un servicio largamente demandado, cuya solicitud la inició hace más de 6 años el alcalde de Torrubia de Soria, Raimundo Martínez, y a la que se unió el primer edil bilbilitano José Manuel Aranda. Entre ambos lograron reunir 14.500 firmas para reclamar su puesta en funcionamiento. En cifras globales, la última licitación salió a concurso por 6,7 millones de euros en un plazo de cinco años. En lo que afecta al itinerario entre Soria y Calatayud, y según los pliegos, se contemplaban paradas en Almenar de Soria y Tordesalas, con una expedición de ida y otra de vuelta al día durante todo el año.

Etiquetas
Comentarios