Despliega el menú
Aragón

Más de mil vecinos de Calamocha se descargan el Radar Covid en el inicio de la prueba piloto

El centro de salud se está organizando para poner en marcha la aplicación "poco a poco" en los próximos días. Si funciona se extenderá a toda la Comunidad.

La localidad turolense de Calamocha se ha convertido en el campo de pruebas del Radar Covid.
La localidad turolense de Calamocha se ha convertido en el campo de pruebas del Radar Covid.
Laura Uranga

Desarrollada desde hace cuatro meses y probada con éxito en La Gomera (Canarias), la aplicación Radar Covidempieza su periplo por Aragón en la zona de salud de Calamocha. Un territorio con unos 6.700 vecinos, número sensiblemente superior en estas fechas veraniegas, que residen en una docena de municipios que ha sido elegido por el Ejecutivo autonómico como campo de pruebas para esta ‘app’ que se implanta con la esperanza de ser una herramienta útil en la contención de la pandemia.

Al menos más de mil personas se la han descargado en los últimos días. Es el dato que maneja el alcalde calamochino, Manuel Rando, también presidente de la Diputación de Teruel. Corresponde con las personas que se la han bajado desde las redes sociales del Ayuntamiento y de los medios de comunicación locales que la están difundiendo. Mientras, desde Sanidad de la DGA aseguran que al tratarse de una ‘app’ nacional es difícil saber la respuesta. Hay que tener en cuenta que la efectividad de esta vacuna digital depende de que cubra un importante espectro de población.

El primer obstáculo que tiene que salvar esta herramienta de rastreo es convencer para ser descargada. Por ello, Rando hace un llamamiento animando a la población a participar "por responsabilidad" y él es el primero que ha dado ejemplo en su Facebook. "Creo que es la mejor herramienta que hay más allá de las vacunas y de las medidas sanitarias. Además, no hay que tener ningún temor sobre la privacidad porque utiliza un código asignado de forma aleatoria y no puede identificar personas ni lugares", asegura. En la Comunidad, su gestión se realiza a través de Saludinforma, dependiente de la Dirección General de Derechos y Garantías.

El siguiente paso para que esté operativo es que el centro de salud de Calamocha la ponga en marcha. Fuentes de Sanidad de la DGA apuntaron que se están organizando para hacerlo "poco a poco". Los profesionales tienen que recibir formación y serán los encargados de dar el código sanitario a la persona que salga positivo y voluntariamente den su consentimiento.

¿Por qué se ha elegido la zona de Calamocha? "Para pilotarla hacía falta un sitio con un volumen de población ni muy alto ni muy bajo y con una situación epidemiológica controlada", contestan desde Sanidad. Durante toda la pandemia ha registrado 88 contagios y dos fallecidos. Salud Pública ha notificado en los dos últimos días cinco nuevos positivos. Algunos de ellos se corresponden con el brote producido en Cutanda, localidad perteneciente al municipio de Calamocha, que afectó a una de las propietarias del bar que cerró el pasado sábado y ha obligado a hacer pruebas a al menos una veintena de vecinos que están pendiente de los resultados.

Aragón es una de las siete comunidades que ya ha implementado el Radar Covid. No hay un calendario para la prueba piloto y si funciona podría extenderse al resto de la Comunidad.

Una 'app' sencilla que promete proteger la privacidad

Si una persona resulta positiva y tiene la ‘app’ en su dispositivo móvil, las autoridades sanitarias le entregarán un código de seguridad que deberá introducir en su perfil para activar la búsqueda de contactos, a los que la aplicación avisará –siempre y cuando la tengan también descargada– sin identificar a la persona que ha dado positivo.

Radar Covid sigue los estándares técnicos más garantistas con la privacidad de los usuarios en cumplimiento de todas las recomendaciones elaboradas por la Comisión Europea, explican desde la DGA. Así, ningún usuario puede ser identificado o localizado porque no hay dato alguno registrado y porque todo el proceso se desarrolla en su teléfono sin salir hacia ningún servidor. Tanto el uso de la ‘app’ como la comunicación de un posible contagio serán siempre voluntarios.

La aplicación utiliza la conexión bluetooth del terminal, a través de la cual los móviles emiten y observan identificadores anónimos de otros teléfonos que cambian periódicamente. Cuando dos terminales han estado próximos durante 15 minutos o más a dos metros o menos de distancia ambos guardan el identificador anónimo emitido por el otro.

Los usuarios diagnosticados como casos positivos, pueden, de forma voluntaria, dar su consentimiento para que, a través del sistema de salud, se pueda anotar de forma anónima en la aplicación esa situación. De esta forma, la aplicación registra los datos de los móviles que hubieran estado en contacto con el móvil del caso diagnosticado, y les envía un aviso sobre el riesgo de posible contagio y las instrucciones sobre cómo proceder. Al no registrarse en la aplicación los datos de identificación de los casos, se garantiza el anonimato durante todo el proceso.

La actualidad de la covid-19, minuto a minuto.

Toda la información sobre el coronavirus, en HERALDO.

Apúntate a nuestro boletín y recibe en tu correo las últimas noticias, claves y datos sobre el coronavirus.

Etiquetas
Comentarios