Despliega el menú
Aragón

Agricultura

Cooperativas califica de «excelentes» los rendimientos de la cosecha de cereal

Sus últimas estimaciones elevan la producción aragonesa a más de 3,6 millones de toneladas, lo que supone un incremento superior al 33% respecto al año anterior.

Recolección de cereal en una explotación de la provincia de Huesca.
Recolección de cereal en una explotación de la provincia de Huesca.
Asaja

Las mejores previsiones se han quedado cortas. Aún no habían entrado las cosechadoras en los campos de cereal, cuando el "espectacular" aspecto –como lo definían los agricultores– ya hacía presagiar una cosecha histórica, que superaría los 2,6 millones de toneladas, según las previsiones realizadas entonces por UAGA. Pero ahora, con casi el 90% de la recolección finalizada, las últimas estimaciones calculadas por Cooperativas Agroalimentarias de España elevan esa cifra hasta superar los 3,6 millones de toneladas, lo que supone un incremento del 33,44% respecto al año anterior y una cifra muy superior a esos poco más de tres millones de toneladas en los que se cifra la cosecha media.

La cebada es el cultivo líder, con una previsión de cosecha superior a los dos millones de toneladas, seguida del trigo blando, del que se espera recoger 629.640 toneladas y el maíz cuya producción se calcula, según las últimas estimaciones realizadas por las cooperativas, en algo menos de las 500.000 toneladas.

El clima ha sido el factor determinante de estos buenos resultados. Su "favorable" comportamiento, señalan desde Cooperativas Agroalimentarias, ha acompañado durante todo el ciclo productivo, con lluvias contantes que han convertido al secano en el gran protagonista de la campaña. Sus rendimientos han duplicado con mucho los obtenidos en años anteriores. Ahí están los datos recabados por la organizaciones que aglutina a las cooperativas españolas. En ellos se evidencian rendimientos medios en el total de los cereales aragoneses que superan los 4.000 kilos por hectárea, lo que supone un incremento del 35% respecto a la campaña anterior. Mucho más significativos son en la cebada, donde el incremento se sitúa en el 41% o en el trigo blando, donde el número de kilos por hectárea es un 60% superior al del año anterior.

Peor suerte han corrido los regadíos, donde las intensas y constantes lluvias han provocado enfermedades fúngicas que han mermado su cosecha.

Así ha sucedido también en todas las zonas cerealistas de España, por lo que, como ya se venía anunciando, en el conjunto del país se obtendrá también "una gran cosecha", señala Cooperativas Agroalimentarias, que califica de "excelentes" los rendimientos conseguidos en el conjunto del país y que permitirán obtener una producción superior a los 26,7 millones de toneladas.

Suministro constante y seguro

Con estas cifras, dicha organización recuerda que durante los próximos doce meses de campaña de comercialización –de julio de 2020 a junio 2021–, las cooperativas españolas ofrecerán un "suministro constante y seguro" a la importante industria de transformadora española. Pero advierte también que "ante esta importante cosecha es necesario reflexionar sobre el modelo de comercialización que queremos". Para el presidente del sector de Cooperativas, Juan Carlos Bermejo, "la actitud valiente y decidida en la comercialización, a través de las cooperativas, es el camino que tiene la producción para obtener buenos resultados a lo largo de la campaña de comercialización".

Etiquetas
Comentarios