Despliega el menú
Aragón

No habrá fiestas en septiembre y las piscinas seguirán cerradas hasta julio

Ha descartado la posibilidad de acuerdos entre presidentes de comunidades autónomas vecinas de movilidad entre sus territorios, aunque se encontraran en la misma fase del proceso de desescalada.

La consejera de Presidencia, Mayte Pérez, en su despacho del Pignatelli.
La consejera de Presidencia, Mayte Pérez, en su despacho del Pignatelli.
DGA

El Gobierno de Aragón no irá "más allá" de lo establecido para la Fase 3 de desescalada del confinamiento si la próxima semana asume la gestión del proceso en cumplimiento de lo acordado con el presidente del Gobierno central, Pedro Sánchez.

La DGA se ha reunido con las entidades locales, representadas las tres diputaciones provinciales, los ayuntamientos de las tres capitales de la Comunidad autónoma y la Federación Aragonesa de Municipios, Comarcas y Provincias (FAMCP), con quienes ha consensuado que las actividades de ocio y culturales de las fiestas populares se espacien durante el verano para evitar la propagación del coronavirus.

El Departamento de Presidencia y Relaciones Institucionales del Ejecutivo autonómico ha explicado en una nota de prensa que en la reunión se ha evaluado de nuevo la situación en cuestiones como la apertura de las piscinas municipales este verano, la celebración de las fiestas patronales y las actividades de tiempo libre para niños.

La consejera de Presidencia y Relaciones Institucionales, Mayte Pérez, ha detallado que se ha decidido ampliar a septiembre la recomendación de suspender las fiestas "al uso, como las conocemos", y de evitar actos multitudinarios.

Al mismo tiempo, se ha acordado que todas esas actividades que se concentraban en la semana o los diez días que duran las fiestas "se puedan espaciar a lo largo del verano", con el ejemplo de las actividades musicales o de teatro y siempre que se cumplan los requisitos de las autoridades sanitarias frente a la pandemia de la covid-19.

Con esta decisión, además de proporcionar una oferta de ocio a los visitantes que tengan las zonas rurales, se da una "oportunidad a un sector que fundamentalmente concentra su actividad en verano y que se ve amenazado con la suspensión de fiestas", ha comentado Pérez, para añadir que se trata de orientar la actividad a las condiciones mínimas exigidas para garantizar la seguridad de los usuarios".

La piscinas municipales permanecerán cerradas hasta el mes de julio, fecha a partir de la cual cuando irán abriendo de forma paulatina. Pérez ha aclarado que existe una diferencia sustancial entre la capacidad de los grandes municipios y la de los pequeños, que tienen más dificultades a la hora de cumplir con los requisitos que se exigen.

En este sentido, el Gobierno de Aragón ha mostrado su disposición a colaborar con los ayuntamientos en la toma de decisiones ya que es una competencia municipal.

Con este espíritu, se ha acordado que la autoridad sanitaria autonómica lleve a cabo una visita previa a las instalaciones, de forma que puedan ayudar a los municipios a "tomar una decisión", ha indicado la consejera.

Junto a esto, se ha planteado que los usuarios tengan que firmar una declaración responsable "de manera que el usuario se comprometa no solo a respetar las condiciones exigidas, sino también a decir que no tiene el virus", ha manifestado Pérez.

Por último, se ha aconsejado a los municipios que empleen en las piscinas la fórmula del bono, con el que se evitarían las entradas diarias incontroladas y se permitiría a los ayuntamientos "prever la afluencia que van a tener".

En todo caso, la titular de Presidencia ha querido insistir en que se trata en decisiones que competen a los ayuntamientos. "Son momentos de extraordinaria dificultad y lo que hacemos de alguna manera es corresponsabilizarnos todos y ayudar a que tomen la decisión correcta", para enfatizar que "son recomendaciones que emanan de un acuerdo unánime en este foro".

El Gobierno de Aragón se comprometió a plantear recomendaciones de cara poder llevar a cabo actividades de tiempo libre, como las colonias urbanas, "un recurso que permite a las familias conciliar su vida personal con la laboral", ha apuntado la consejera.

"Eso es lo que hemos hecho" y ha emplazado ahora a los ayuntamientos a que, "en función de sus recursos y en si pueden afrontar las restricciones", decida "si lo ponen en marcha o no".

Mayte Pérez ha advertido de que todas estas restricciones continuarán "estando en revisión" ya que en estos momentos "están justificadas, pero a medida que pasa el tiempo pueden quedar desfasadas".

En fase 3

En respuesta a las preguntas de los periodistas sobre las intenciones del Gobierno de Javier Lambán en relación con el proceso de desescalada, ha explicado que si Aragón entra en fase 3 el próximo día 8, la intención es permitir la movilidad interprovincial en la Comunidad.

Ha descartado la posibilidad de acuerdos entre presidentes de comunidades autónomas vecinas de movilidad entre sus territorios, aunque se encontraran en la misma fase del proceso de desescalada, una opción, ha añadido, que corresponde a las autoridades sanitarias estatales.

"No somos partidarios de ir más allá de lo que nos permite esa Fase 3, con decisiones acordes a la realidad de nuestro territorio, pero sin precipitarnos y con cautela", ha explicado.

En este sentido, ha añadido que en la estrategia de vuelta a la normalidad, la prudencia y la seguridad deben ser los principales criterios. "Creo -ha subrayado- que los aragoneses no nos perdonarían si se produjera un rebrote de la enfermedad".

Pérez, para quien sería una "temeridad" adelantarse a los criterios establecidos por el Ministerio de Sanidad y provocar una "vuelta atrás" en la situación, ha agradecido a los grupos de la oposición en las Cortes de Aragón su "predisposición" al apoyo a las medidas adoptadas por el Ejecutivo regional frente a la pandemia.

Ha insistido en que la "cautela" debe primar en el proceso de camino hacia la "nueva normalidad" y ha considerado "suficiente" la posibilidad de acordar la movilidad interprovincial una vez asumida la Fase 3.

La consejera también se ha referido al foro permanente de encuentro constituido con los ayuntamientos de las tres capitales de provincia para abordar cuestiones que "preocupan a los alcaldes" como las fiestas patronales, la apertura de las piscinas o las actividades culturales.

En relación con este punto, ha expresado la voluntad del Gobierno aragonés de asesorar a las entidades locales en unas cuestiones, ha añadido, que son competencia propia. 

Etiquetas
Comentarios