Despliega el menú
Aragón

contra el coronavirus 

"Hemos sido capaces de poner en pie el Plan Marshall europeo"

Francisco Fonseca, director de la representación de la Comisión Europea en España, explica cómo decidió el Eurogrupo aportar medio billón de euros contra la crisis sanitaria y económica.  

Francisco Fonseca, director de la representación de la Comisión Europea en España.
Francisco Fonseca, director de la representación de la Comisión Europea en España.
Comisión Europea

El presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, exigió a la Unión Europea que responda con un plan de choque contra el coronavirus, la peor tragedia después de la Segunda Guerra Mundial. El pasado viernes se llegó a un acuerdo en el Eurogrupo. 

Los ministros de Economía del Eurogrupo han abierto la posibilidad de desbloquear 500.000 millones de euros países europeos con líneas de crédito, o a través del BEI y un fondo contra el desempleo. ¿Por qué cree que han tardado tanto en entender que la situación es tan grave?

Tanto los países de la UE, en su totalidad, como las instituciones de la UE, son conscientes de la gravedad de la crisis actual. La Comisión ha tomado desde el inicio medidas en el ámbito sanitario, económico y social, muy importantes. Las decisiones en el seno del Consejo siempre toman su tiempo, pero en este caso creo que se puede decir que, en comparación con otros momentos, la decisión ha sido extremadamente rápida en línea con lo que impone la situación actual. Cada uno de los 27 Estados y las propias instituciones tienen seguramente una visión nacional y técnica de lo que sería la solución individual perfecta y adecuada ante sus parlamentos y opiniones públicas. Sin embargo, hemos sido capaces de poner en pie un Plan Marshall europeo ambicioso, técnicamente equilibrado y solidario.

La próxima reunión de los presidentes ¿puede abrir otras vías de financiación, como los coronabonos, que reclamó Sánchez, o con el medio billón de euros será suficiente para afrontar la crisis sanitaria?

La decisión de Eurogrupo de la semana pasada supone un primer paso importantísimo. Esta misma decisión prevé la creación de un fondo adicional para la recuperación económica. Los detalles de este fondo se decidirán por los jefes de Estado y de gobierno de los países la UE en las próximas semanas, con un papel fundamental para las propuestas que haga la Comisión Europea.

Para entender la situación, ha habido dos maneras de entender la crisis por sus víctimas y políticas, la Europa del sur (España e Italia), frente a la del norte (Alemania y Holanda), pero parece que cuando Francia se lo reclamó a Alemania, el acuerdo se produjo. ¿Cree que la idea de Europa estaba en entredicho?

Quizás este era el caso en los primeros días de la crisis, pero en las últimas semanas todos los países de la UE se han dado cuenta que solo trabajando juntos vamos a superar esta crisis. Los ejemplos de solidaridad están cada vez más presentes y nos llenan de orgullo: nuestros amigos checos han enviado 10.000 mascarillas a España; aviones transportan enfermos desde el norte de Italia hasta el este de Alemania; médicos rumanos se despliegan a través del Mecanismo de Protección Civil de la UE en Italia; miles de europeos que se habían quedado bloqueados lejos de casa en Asia o América vuelven a sus países con un billete europeo. En este sentido, la decisión del Eurogrupo de la semana pasada es una prueba más de que solo superaremos más rápidamente la crisis actuando juntos. Y la Comisión Europea ha adoptado medidas tan relevantes como los fondos de 140 millones destinados a proyectos y a científicos europeos que trabajan contra reloj para el desarrollo de una vacuna y de nuevos tratamientos, todos los esfuerzos para luchar contras la escasez de material sanitario, o los fondos de nuestro presupuesto para que nuestros trabajadores, los autónomos y las pymes no sufran en gran medida. Creo que Europa ha respondido de una manera rápida y efectiva de acuerdo con el reto que se nos ha puesto delante

¿La Comisión no puede dar la espalda a un problema global en el que todos los países sufren?

Por supuesto que actuar rápido y eficientemente es esencial. Nuestra actuación desde el inicio de la crisis ha sido contundente. La sanidad es una competencia de los estados miembros y por eso cada país ha tomado las medidas que ha considerado oportuno para hacer frente la crisis, y es por eso que en el principio hemos visto incluso ejemplos de falta de solidaridad. Afortunadamente las últimas semanas pienso que todos los países de la UE se han dado cuenta que solo trabajando juntos vamos a superar esta crisis. Pienso que en esto contexto, nuestra actuación de coordinación está teniendo un efecto positivo innegable, tanto en el ámbito sanitario, como en el ámbito económico.

¿En qué materias?

En el transporte para asegurar las cadenas de suministro de productos básicos como alimentos o medicamentos; en la economía, en la ayuda a los trabajadores o las pymes que encuentran dificultades; en la industria, haciendo frente a la escasez de equipos médicos que muchos países no tienen; en la investigación, al destinar 140 millones a proyectos para encontrar una vacuna o tratamientos contra el coronavirus, y en los esfuerzos y los fondos destinados a la repatriación de miles de Europeos que quieren volver a sus hogares. .

¿Qué petición directa hizo España a la UE?

Estamos en contacto con todos los países de la Unión Europea a diario. Un ejemplo tangible de ayuda a España es que ha solicitado tras la adopción del Marco temporal de ayudas de estado la aprobación de un primer tramo de ayudas de 20.000 millones para las pymes y autónomos, lo que hemos hecho muy rápidamente. Hemos también flexibilizado el famoso pacto de estabilidad y crecimiento, permitiendo a los países de la Unión gastar más en elementos esenciales como la sanidad, la ayudas a trabajadores y a las empresas.  Además, sobre el equipo médico o sanitario, España junto a otros países han pedido una reserva de material (sanitario) para los países europeos que tengan escasez. Además, estamos organizando compras conjuntas entre varios países para que este material sea más rápidamente accesible y haya economías de escala.

¿Dónde hacen las compras conjuntas de los test o mascarillas?

Estas compras conjuntas se hacen por licitación, y las empresas pueden participan. Además, estamos en contacto con compañías para reconvertir sus líneas de producción y producir este material. El comisario de Industria Thierry Breton ha hablado con muchas empresas, incluso con la empresa española Inditex, propietaria de Zara.

¿Hay un mercado abierto del material sanitario?

Es abierto. El primer procedimiento de licitación está teniendo mucho éxito porque la oferta de material es superior al que necesitábamos. Son equipos de protección, mascarillas y guantes. Hay otros procesos paralelos para respiradores, o kits de prueba.

¿Cuál es el nuevo ‘Plan Marshall’ por desglose para Europa?

La respuesta de la UE para hacer frente a los efectos económicos de la crisis ha sido tanto rápida como contundente: hemos flexibilizado las normas de ayudas de estado y del pacto de estabilidad para que los gobiernos puedan aportar cada ayuda posible a sus trabajadores y empresas; la semana pasada los países de la UE han adoptado un paquete de emergencia de más de medio billón de euros para luchar contra la pandemia, que tiene tres partes. La primera es el uso de 240 000 millones del fondo de rescate europeo para los gobiernos que quieren ayuda para financiar costes sanitarios y esto sin condicionalidad adicional. La segunda parte el papel del Banco Europeo de Inversiones en forma de 200.000 millones de euros de préstamos sobre todo a las pequeñas y medianas empresas. La tercera es el plan SURE propuesto en tiempo récord por la Comisión, un programa dotado con 100.000 millones de euros para ayudar a proteger a los trabajadores y los autónomos. A todo esto, se agregan los esfuerzos del Banco Central Europeo que tiene un plan de compra de 750.000 millones de euros.. Finalmente, está sobre la mesa una nueva orientación de los presupuestos de la UE para el próximo período que cubre el periodo entre 2021 y 2027; para nosotros es la herramienta más fuerte que tenemos para paliar los efectos de la crisis. Todo esto demuestra que tenemos un plan compacto con potencia de fuego para relanzar nuestras economías y demostrar la solidaridad europea a los países que más lo necesitan.

Etiquetas
Comentarios