Despliega el menú
Aragón

metereología

La prealerta por tormentas se mantiene en las tres provincias

La Aemet prevé una jornada marcada por unos chubascos y tormentas que podrían ser "localmente fuertes y persistentes". No se descarta, de hecho, que pueda haber granizo "en la mitad septentrional de Huesca".

Aemet mantiene alerta amarilla por lluvias y tormentas en las tres provincias aragonesas.
Aemet mantiene alerta amarilla por lluvias y tormentas en las tres provincias aragonesas.
Aemet

La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) mantiene activada este martes la prealerta por tormentas en las tres provincias. El aviso estará vigente en la zona de Gúdar y el Maestrazgo, Albarracín y el Jiloca, el Bajo Aragón, la Ibérica zaragozana, el centro de Huesca y el Pirineo oscense.

Al cierre de esta edición, zonas como Valmadrid, en la provincia de Zaragoza, acumulaban hasta 26 litros por metro cuadrado. En Alhama de Aragón, segunda en el ranquin de la Agencia Estatal, se contabilizaban 19,2 y en Sos, 8,4. Hubo puntos, no obstante, en los que fue imposible realizar un cálculo preciso, ya que el granizo y las precipitaciones destrozaron los medidores.

La Aemet prevé una jornada marcada por unos chubascos y tormentas que podrían ser "localmente fuertes y persistentes". No se descarta, de hecho, que pueda haber granizo "en la mitad septentrional de Huesca".

En puntos como la Ibérica zaragozana, las tormentas podrían ir acompañadas de fuertes rachas de viento, mientras que en la provincia de Huesca se esperan acumulados de hasta 20 litros por metro cuadrado en una hora.

Por su parte, Albarracín, el Jiloca, Gúdar y el Maestrazgo podrían irse hasta los 40 en cuestión de 12 horas. Las nuevas tormentas traerán también un nuevo descenso térmico. 

Si este lunes se registraron máximas de hasta 34 grados en Zaragoza, el termómetro no superará este martes los 29. También se esperan rachas de viento de hasta 30 kilómetros por hora. En Huesca, los valores caerán de los 32 a los 27 grados y en Teruel, de los 30 a los 28 con mínimas que, en este caso, podrían no superar los 10.

La situación, en todo caso, cambiará de cara a mañana. La recta final de la semana volverá a estar marcada por las altas temperaturas, con máximas de hasta 38 grados en el caso de Zaragoza y Teruel y de 36 en Huesca. Tampoco se prevén, a partir del miércoles, nuevas precipitaciones.

Etiquetas
Comentarios