Aragón
Suscríbete por 1€

Guillén advierte del riesgo de estigmatizar a todos los menores acogidos por los delitos de algunos

Podemos insta a dar una "mejor respuesta" a la atención de menas y critica que los protocolos no están siendo efectivos.

El consejero de Presidencia del Gobierno de Aragón, Vicente Guillén.
El consejero de Presidencia y portavoz del gobierno aragonés, Vicente Guillén.
Gobierno de Aragón

La DGA aboga por delimitar a los menores extranjeros no acompañados (menas) que están causando problemas de convivencia en las poblaciones y los barrios donde se encuentran los centros y pisos de acogida en los que viven y no estigmatizar a todo este colectivo de adolescentes por el comportamiento de algunos de ellos.

Este es el mensaje que lanzó este martes el consejero de Presidencia del Gobierno aragonés, Vicente Guillén, en la rueda de prensa posterior al consejo de gobierno cuando se le preguntó por los conflictos ocasionados en las últimas semanas por menas y que han provocado el cierre por parte del Instituto Aragonés de Servicios Sociales (IASS) de la DGA de las viviendas de acogida de estos jóvenes en Borja y Garrapinillos.

Guillén reconoció que la llegada de estos chicos solos en el último año, pasando de los 49 atendidos en diciembre de 2017 a los 223 en diciembre de 2018, empieza "a ser un problema". Además, añadió que el Ejecutivo autonómico quiere "huir" de identificar a estos adolescentes con actos delictivos. En el caso de que comentan algún delito, dijo, hay que delimitar a los responsables de los mismos para evitar el "riesgo" de señalar a todo el colectivo como culpable.

"Estamos muy atentos a todo ese flujo de menores que tenemos ahora, están en torno a 200 personas, y si la presión continúa intentaremos buscar las mejores soluciones, fundamentalmente en favor de los menores, porque la legislación nacional e internacional y los derechos humanos es lo que más le tiene que preocupar al Gobierno de Aragón", dijo Guillén.

Sobre el hecho de que la falta de plazas haya obligado a algunos menas a pasar la noche en comisaría, el consejero de Presidencia admitió que no se puede planificar con mucha antelación  y se buscan "las soluciones en el momento en el que se producen los hechos". "Si un menor viene a las nueve de la noche en algún lugar le tenemos que tener hasta que se encuentra alojamiento", aseguró.

Exigen una "menor respuesta"

Por otra parte, Podemos instó ayer al Gobierno aragonés a "atajar" con una "mejor respuesta" la gestión de la acogida de los menas y criticó que los "protocolos" de intervención que se están aplicando "no están siendo efectivos".

Las diputadas podemistas Amparo Bella e Itxaso Cabrera cuestionaron en rueda de prensa que para la atención de estos menores se esté contando con el "adecuado" y "suficiente" personal especializado. También reclamaron a la DGA que dé a conocer los acuerdos concretos que ha alcanzado a nivel nacional en esta materia y en qué está invirtiendo los cerca de 400.000 euros que le concedió el Gobierno central para sufragar esta atención.

Jupol denuncia el hacinamiento y la falta de recursos policiales

El sindicato policial Jupol reclamó ayer al Gobierno de Aragón que aumente los recursos para atender a los menores extranjeros no acompañados (menas) que llegan a Zaragoza y que actúe con rapidez para evitar que duerman en dependencias policiales, como ha ocurrido en los últimos días. Jupol explicó que ha llegado a haber menas durante más de 24 horas en salas de espera de 9 metros cuadrados, durmiendo en sillas o en el suelo, alimentados con las comidas para detenidos y usando los servicios públicos como aseos, sin saber en qué condiciones sanitarias se encuentran. También que han protagonizado actos vandálicos en las comisarías.

El sindicato destaca que la Policía Nacional ha dispuesto los recursos disponibles para identificar y proteger a los menores "haciendo un gran esfuerzo", puesto que, según denuncia, hay "un gran déficit" de personal, tanto en la plantilla de la Jefatura Superior como de la Unidad Adscrita. Jupol  indicó que los jóvenes llegan a Zaragoza en bus o en Ave con el billete pagado. Señaló que los agentes y las dependencias policiales se ven "desbordados" por la "falta de recursos dependientes del Gobierno de Aragón para la custodia y traslado de los menores" a los centros tutelados. A su juicio, esta situación "merma la seguridad ciudadana" porque hace que disminuya el número de patrullas en las calles. Añade que, "sin querer criminalizar ni generalizar", ha aumentado el número de detenciones de algunos de estos menores por delitos.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión