Despliega el menú
Aragón

La DGA anuncia ahora que debe recortar el gasto en 50 millones para cumplir el déficit

Gimeno dispara la previsión y lo achaca a una «redistribución» de la financiación autonómica.

El diputado popular Antonio Suárez se dirige al consejero de Hacienda, este viernes, en el pleno de las Cortes.
La DGA anuncia ahora que debe recortar el gasto en 50 millones para cumplir el déficit
Oliver Duch

El Gobierno de Aragón sostenía hace tan solo dos meses que haría falta recortar el gasto en 16 millones de euros para cumplir el objetivo de déficit a fin de año, pero este viernes de forma sorpresiva ha triplicado el ajuste necesario hasta los 50 millones. El consejero de Hacienda, Fernando Gimeno, lo ha trasladado en el pleno de las Cortes de Aragón al final de la interpelación del PP sobre política general presupuestaria, sin aclarar de dónde piensa detraer el dinero. Tampoco lo ha hecho después en los pasillos pese a las reiteradas preguntas de los periodistas, a los que se ha limitado a achacar fundamentalmente este recorte adicional a una "redistribución" de fondos provenientes del Estado.

Gimeno ha señalado que la "mala noticia" se la habían dado hace un tiempo, de la que no ha dado cuenta hasta este viernes y por la que Aragón pierde 26 millones de ingresos estatales por la incorporación de la Comunidad Valenciana al Fondo de Convergencia Autonómica. "Antes no estaba Valencia y esto ha afectado a una redistribución global de todos los ingresos en todas las autonomías y a nosotros se nos ha deducido 26 millones", ha explicado antes de apostillar que tenía que ver con el "dato objetivo" de que la renta de la autonomía vecina ha bajado y ahora tiene derecho a acceder a dicho fondo.

El consejero de Hacienda no ha querido detallar de dónde se detraerán los 50 millones, al mismo tiempo que descartaba imponer nuevas retenciones de crédito a los departamentos. Ha apuntado la posibilidad de que se incremente la inejecución presupuestaria, aunque en la fijación del techo de gasto para 2018 ya se previó que alcance los 170 millones, y aludió a otros mecanismos de ajuste que tampoco precisó.

Lejos de asumir cualquier tipo de responsabilidad, el responsable socialista ha pretendido traspasarla a la oposición. Así, ha señalado que ahora toca debatir si se cumple o no el objetivo de déficit a fin de año, fijado en un 0,40% del PIB, para lo que ha retado al portavoz de Hacienda del PP, Antonio Suárez, a que diga "si quiere que disminuya gastos o cumpla el objetivo de estabilidad".

La que ha contestado en la siguiente interpelación ha sido la diputada aragonesista Elena Allué, quien ha exigido a la coalición PSOE-CHA que gaste "mejor". Allué ha hecho alusión a los 1.279 millones más que ha dispuesto la DGA a lo largo de la legislatura y al incumplimiento, año tras año, del objetivo de déficit. "Hay que gestionar mejor para que con más dinero se cumpla con los presupuestado", ha recriminado.

Gimeno no tiene reparos en reconocer en distintos foros que lo mejor sería saltarse de nuevo el déficit aunque esté al alcance cumplir, dado que de este modo se seguiría teniendo acceso al Fondo de Liquidez Autonómica y el control sobre el gasto seguiría siendo férreo por parte del Gobierno.

En todo caso, al nuevo recorte en el gasto de 50 millones se sumará al tijeretazo de 24,3 acordado hace un mes con el objetivo de cuadrar las cuentas y cumplir el plan económico y financiero para 2018 y 2019 que tuvo que presentar al Ministerio de Hacienda al saltarse el objetivo de déficit y la regla de gasto el año pasado. Más de la mitad de ese recorte, concretamente 13,7 millones, afecta a gasto directo en cuestiones tan sensibles como las ayudas a la dependencia y para combatir la pobreza energética, las becas de comedor y material escolar o el apoyo a la inserción de parados mayores de 45 años.

En el mismo pleno de las Cortes, el diputado de Podemos Héctor Vicente ha echado en cara que este tijeretazo afectaba a partidas pactadas con Podemos para respaldar un presupuesto que se presentó como "social, expansivo y activo en la recuperación del empleo".

Gimeno niega la mayor

En uno de sus habituales giros, Fernando Gimeno ha negado la mayor, los recortes del gasto social que desde hace un mes le viene recriminando la oposición para sostener que se ha gastado "mucho más". Para ello, ha aludido a que la buena gestión de la Administración autonómica de fondos estatales le ha permitido disponer de nuevo en este ejercicio de una inyección extra para el Instituto Aragonés de Empleo (Inaem) y para el Instituto Aragonés de Servicios Sociales (IASS).

Sin apenas aportar datos, ha argumentado que esos fondos adicionales de Madrid han permitido a la DGA no tener que aportarlos, lo que ha permitido acometer ese recorte presupuestario de 24 millones sin afectar realmente al gasto social. Gimeno ha subrayado que incluso se han sobrepasado en los compromisos y, por ejemplo, los seis millones recortados en el Inaem se compensan con creces con la aportación extra del Estado. "Cuando vea, por ejemplo, el presupuesto inicial y final en el Inaem verá que ha pasado de 111 a 129. Hemos sustituido recursos propios por ajenos y eso es una gestión excelentemente extraordinaria. Es de cajón", ha sentenciado.

Etiquetas
Comentarios