Despliega el menú
Aragón

Aragón, un país de montañas

Caminando sobre el río Vero: las pasarelas de Alquézar

A finales de enero fue reabierta la ruta completa de las pasarelas de Alquézar, un atractivo y vertiginoso sendero de altura por el interior del cañón del Vero. Adecuado para recorrer en familia, puede hacerse como ruta circular señalizada como Sendero Turístico de Aragón y Camino Natural del Somontano de Barbastro.

Pasarelas de Alquézar en el cañón del río Vero: un camino aéreo espectacular.
Pasarelas de Alquézar en el cañón del río Vero: un camino aéreo espectacular.
Pablo Otín/DPH

Las pasarelas de Alquézar fueron inauguradas en 2002 como recorrido senderista por el interior del cañón del río Vero, una ruta para realizar desde esta hermosa villa medieval ubicada en el corazón del Parque Natural de la Sierra y Cañones de Guara, que forma parte también del Parque Cultural del río Vero. Su éxito como infraestructura turística en el medio natural motivó la ampliación del recorrido original, de unos 2,2 km, al que se añadieron 225 m más de pasarelas, un puente y un mirador en mayo de 2016. Esta versión ampliada de la ruta se integró en el nuevo trazado del sendero de gran recorrido GR 1.1, catalogado ya como Sendero Turístico de Aragón (STA).

Tras abandonar el cañón del Vero y dejar atrás las pasarelas, el sendero enlaza con el Camino Natural del Somontano de Barbastro que viene de Alquézar y con él comparte recorrido hasta la población de Asque. El encuentro de estos dos itinerarios señalizados permite retornar a Alquézar por el trazado del Camino Natural, completando así una ruta circular de las pasarelas de 3 km y 200 m de desnivel positivo acumulado. Una excursión muy recomendable que podría hacerse en menos de una hora y media (sin paradas), pero que nos llevará más tiempo por las inevitables detenciones para disfrutar del espléndido escenario por el que vamos a movernos.

Las lluvias torrenciales caídas en noviembre de 2016 (hasta 150 l/m² durante dos días), provocaron desprendimientos de rocas que afectaron al tramo nuevo de pasarelas, obligando a su cierre. Desde entonces y hasta finales de enero pasado, sólo se podía transitar por el recorrido 'original' de las pasarelas. Tras una inversión de 120.0000 euros, realizada a partes iguales por el Gobierno de Aragón y la Diputación Provincial de Huesca, la ruta de las pasarelas vuelve a estar abierta en toda su longitud. Entre los trabajos realizados, se han repuesto alrededor de 40 m de estructura de pasarelas, se ha procedido a la limpieza, picado y eliminación de las superficies que pudiesen afectar a la estabilidad de los anclajes, se han añadido fijaciones nuevas y una visera de protección ante posibles desprendimientos.

La ruta de las pasarela de Alquézar es un recorrido de gran interés turístico, como lo confirman los más de 100.000 visitantes anuales que ha llegado a registrar. Puede combinarse con la visita a la monumental villa de Alquézar o a otros puntos de interés del entorno, como los abrigos de arte rupestre del Parque Cultural del Río Vero, declarados Patrimonio Mundial por la Unesco. Además, es una ruta apta para realizar en familia tomando, eso sí, todas las precauciones necesarias en los paseos aéreos equipados con pasarelas y puentes, sobre todo en lo que se refiere a los niños. También hay que valorar nuestra forma física pues, aunque el recorrido no es largo, obliga a salvar un cierto desnivel (200 m) que nos puede pasar factura.

Recomendaciones

Aunque partamos de Alquézar y sea una ruta sin grandes dificultades, no se trata de un paseo urbano, por lo que seguir algunas recomendaciones nos ayudará a disfrutar verdaderamente de la experiencia, que es de lo que se trata. Antes de animarnos a hacer esta ruta, conviene tener en cuenta estos consejos: 

Realizar el recorrido en el sentido en el que lo describimos aquí. Llevar ropa adecuada a la estación (caminaremos por zona umbría y húmeda) y calzado que nos garantice buen agarre y sujeción del pie. No es un paseo urbanizado, descartar calzado convencional y chanclas. Evitar días de viento y lluvia, con heladas o aviso de tormenta, así como las horas más calurosas en verano. Lo disfrutaremos mucho más también si evitamos las fechas de mayor afluencia (Semana Santa, puentes festivos y agosto) Llevar agua suficiente (no hay fuentes). Usar casco protector de escalada, medida siempre recomendable en recorridos junto a paredes rocosas en las que puede haber desprendimiento de piedras. La ruta no es apta para personas que sufran de vértigo ni para animales de compañía. Tampoco puede realizarse en BTT.Ruta circular

Desde la plaza Mayor de Alquézar nos encaminamos por la calle La Iglesia en dirección a la colegiata de Santa María. En un primer desvío a la izquierda, descendemos por una rampa de piedra (indicador de las pasarelas) y encontramos pronto un primer tramo de pasarelas de madera que bajan encajonadas entre la peña Castibián y los muros de la colegiata. Siete tramos de cómodas pasarelas y escaleras nos facilitan el descenso por el barranco de la Fuente hasta el río Vero.

Antes de llegar al lecho encontraremos un desvío señalizado a mano izquierda que remonta unos metros el curso del río y lleva hasta la gran cueva de Picamartillo. Hay que acercarse a verla. Regresamos a la ruta río abajo a través de una pasarela metálica instalada en la pared de roca de la margen derecha, a unos cuatro metros de altura.

Las pasarelas nos llevan hasta una pequeña presa, construida sobre el viejo azud que desviaba las aguas a un molino harinero. Pasamos luego bajo una gran roca y nos encontramos con un nuevo tramo de pasarelas, más aéreo y vertiginoso, para llegar hasta la antigua central hidroeléctrica de Alquézar.

Desde la central, continuamos ahora por pista y ascendemos unos metros hasta encontrar un desvío a la izquierda, por unas fajas entre antiguos olivos, que nos lleva otra vez junto al curso del río. Llegamos ahora al tramo nuevo de pasarelas (225 m) colgadas sobre el río. Nos llevan hasta un puente metálico (15 m) sobre un barranco lateral, para continuar luego por senda hasta una plataforma habilitada como mirador sobre el río Vero. En ese punto la ruta de las pasarelas y el GR 1.1 enlazan con el Camino Natural del Somontano, que tomamos a la derecha para retornar a Alquézar, ascendiendo por terreno escalonado ocupado desde antaño por olivos.

Toda la información sobre la ruta estará disponible en unos días en la página web de nueva creación. En Alquézar encontraremos diferentes empresas de turismo activo, servicios de alojamiento y restauración como la Escuela Refugio de Alquézar (974 318 966) y una oficina de turismo (tel. 974 318 940) que nos pueden ser de gran utilidad.

Más noticias en Unpaisdemontañas.

Etiquetas
Comentarios