Despliega el menú
Aragón

Segunda sangría demográfica por la crisis

Utrillas (Teruel) el cierre de las minas y el batacazo de la economía pasan factura a la localidad.

Un grupo de ancianos pasea por las afueras de Utrillas.
Segunda sangría demográfica por la crisis
A. García/Bykofoto

En lalocalidad deUtrillas dicen que han sufrido dos grandes sangrías de población en los últimos treinta años: la que llegó como fruto de la reconversión minera, a principios de los años noventa del siglo pasado; y la derivada de la crisis económica internacional, a partir de 2008. En la primera se produjo "el mayor golpe al censo de habitantes", explica el alcalde, Joaquín Moreno.

El cierre de las minas dejó el municipio turolense, y a toda la comarca, en una quiebra demográfica de tal magnitud que nunca han podido recuperarse del todo. Ni siquiera lo logró la llegada de la empresa Casting Ros, el llamado buque insignia de la reconversión, que se limitó, eso sí, a frenar la pérdida de habitantes.

La crisis económica y el cierre de la central térmica de Escucha hace dos años volvieron a sumergir a la localidad en un sombrío panorama. Como resultado, Utrillas ha perdido en la última década casi trescientos habitantes, una catástrofe si tenemos en cuenta que, según los datos del INE, a 1 de enero de 2016, había en la localidad 3.056 personas.

Atraer jóvenes

Para Joaquín Moreno, una de las mayores dificultades con que se enfrenta el Ayuntamiento es conseguir "que los jóvenes se queden en el pueblo". La creación de empleo sigue siendo el objetivo principal" para fijar población y que se pueda vertebrar esta provincia", según asegura el regidor. La empresa cárnica Espuña, el grupo Térvalis que incrementará su presencia en la localidad con proyectos vinculados a la biotecnología o Prefabricados Hernández, son las grandes apuestas laborales.

Pero para atraer población también es fundamental, a su juicio, que el mundo rural resulte atractivo para los nuevos pobladores. "Lo que tenemos que hacer es que la vida en el pueblo sea más fácil –apunta Moreno– con el fin de evitar que los habitantes se vayan, y eso se consigue manteniendo los servicios básicos: centros sanitarios, escolares y de ocio".

Dice que Utrillas ha logrado conservar las prestaciones básicas, además de impulsar la creación de nuevas propuestas, como la implantación de fibra óptica.

Etiquetas
Comentarios