Aragón
Suscríbete

Gimeno no presentará su plan económico-financiero para Aragón hasta octubre

"No puedo aplicar un plan de ajuste" en estos momentos, dada la situación de las cuentas.

Fernando Gimeno
Fernando Gimeno
Heraldo

El consejero de Hacienda y Administración Pública del Gobierno de Aragón, Fernando Gimeno, solicitará este miércoles en el pleno del Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF) que los planes económicos-financieros, o planes de ajuste, "se presenten ya el próximo otoño, conforme a unas previsiones mejor definidas y con un horizonte claro de saneamiento en el plazo de tres años".

Gimeno ha comparecido por primera vez ante el pleno de las Cortes de Aragón para informar sobre el CPFF, donde ha anunciado que planteará dos medidas que podrían aliviar los problemas financieros de la Comunidad en cien millones de euros este año.

Una de ellas es incrementar del 98 al cien por cien los anticipos que percibe Aragón a cuenta de su Participación en los Ingresos del Estado, de forma que la percepción total de estos recursos llegue en el ejercicio correspondiente y no dos años más tarde, y que supondría 59 millones de euros más en 2015 para la Administración autonómica.

La segunda petición será que el Estado adelante el pago de los Fondos de Convergencia Autonómica --es decir, el Fondo de Competitividad y el Fondo de Cooperación-- correspondientes a los ejercicios de 2013 y siguientes, lo que permitiría un incremento de 41,9 millones de euros en los ingresos de Aragón.

Gimeno también planteará una redistribución diferente de los objetivos de déficit entre el Estado y las Comunidades, habida cuenta de que "el esfuerzo fiscal asumido por el Estado en los años de la crisis ha sido mucho menor que el que han tenido que adoptar el conjunto de las Comunidades" y que el objetivo del 0,3 por ciento establecido para estas últimas en 2016 "es prácticamente imposible de cumplir".

El consejero también reclamará empezar a trabajar para cambiar la Ley de Financiación de las Comunidades, "dada la insuficiencia estructural de recursos con los que se prestan los servicios públicos por parte de las Administraciones autonómicas", ha dicho.Servicios públicos

Gimeno ha manifestado que "los servicios públicos esenciales no pueden ser disminuidos" y "los ciudadanos están cansados de que la situación de mejora de la economía no esté llegando a las familias" porque "no pueden entender que la recuperación económica de la que tanto se habla ahora no vaya acompañada de una recuperación social".

Tras asegurar que "no estamos dispuestos a hacer recortes en políticas sociales" y considerar que con los realizados en los últimos cuatro años de Gobierno PP-PAR en Aragón "se ha llegado al hueso", ha indicado que "solo hay una solución, más ingresos" y en este sentido ha precisado que no bajará los impuestos "mientras tenga déficit".

Al contrario, Gimeno ha apuntado la posibilidad de "equilibrar" la bajada anuncia en el IRPF anunciada por el presidente del Gobierno central, Mariano Rajoy. También se ha mostrado favorable a suprimir impuestos "injustos" y ha sostenido que "a las rentas más altas no les pasara nada porque les carguemos un poco más que a las que no lo son tanto".

El responsable de Hacienda se ha referido a la situación de las cuentas de la Comunidad, con 551 millones de euros de déficit, según la Contabilidad Nacional, "que refleja una situación real" por lo que "no cumpliremos el objetivo de déficit, ni el de endeudamiento, pero sí el de la regla de gasto" este año y "en esa situación hay que hacer planes de ajuste a tres años", ha enfatizado.

Al respecto, ha esgrimido que a partir del año que viene va a haber un incremento de los ingresos, si bien todo dependerá "del boquete que tengamos" en las cuentas de la Comunidad. Asimismo, ha señalado que ya en septiembre se deberá realizar una modificación de crédito para pagar las nóminas de los empleados públicos de educación y sanidad.Victimismo

El diputado del PP, Antonio Suárez, ha recriminado al consejero que desde el Gobierno autonómico "están cayendo en un victimismo, en algún caso patético, porque juegan a justificar la subida de impuestos que quieren hacer a toda costa" y porque ante la celebración de elecciones generales este otoño "quieren hacer un frente común con otras Comunidades al Gobierno de España para hacer oposición".

En vez de eso, le ha pedido, por un lado, que "gestione" y tome medidas "de aquí a fin de año" y, por otro, que "traiga una propuesta del nuevo sistema de financiación autonómica", ya que con el actual "no estamos de acuerdo ningún grupo".

El portavoz del PSOE, Javier Sada, ha abogado por lograr "un acuerdo lo más unánime posible" en las Cortes sobre la propuestas de nuevo modelo de financiación autonómica y se ha mostrado favorable a que el plan de reequilibrio cuente con "más tiempo" para "hacerlo de forma realista" y que "se pueda cumplir, garantizando las necesidades prioritarias de los ciudadanos y los servicios públicos".

El diputado de Podemos, Pablo Echenique, ha explicado que "apoyamos todo lo que tenga que ver con solicitar al Gobierno de España que se nos deje respirar en el corto plazo y se nos dé margen para llevar a cabo las políticas sociales que necesitan miles de aragoneses y nuestra maltrecha economía".

A su entender, "es de los polvos de la reforma de la Constitución, de la completa sumisión a poderes económicos, de un rescate a los bancos y no las personas y de una burbuja inmobiliaria de donde vienen estos lodos", "antecedentes gestionando mano a mano por PP y PSOE", ha recalcado.Color político

La diputada del PAR, Elena Allué, ha pedido que haya una nueva comparecencia de Gimeno tras la reunión del CPFF y ha deseado que el "tono reivindicativo" mostrado por el consejero "lo siga manteniendo en el caso que el Gobierno de Madrid cambie de color dentro de unos meses", para reclamar que la Comunidad "cumpla la legalidad vigente" de forma que Aragón "siga teniendo credibilidad" y "generando empleo".

En representación de Ciudadanos, Susana Gaspar, ha expresado su "decepción" por la posibilidad apuntada por Gimeno de subir los impuestos a las familias, cuando el presidente de la Comunidad, Javier Lambán, aseguró en su discurso de investidura que no lo iba a hacer, para echar en falta medidas sobre "cómo reducir el gasto estructural", por ejemplo, en las comarcas y empresas públicas. "No hablamos en educación, sanidad, ni políticas sociales", ha apostillado.

El parlamentario de CHA, Gregorio Briz, ha constatado que la financiación autonómica "no es suficiente" y también ha abogado por que el reparto del déficit "sea distinto". Al respecto, ha animado al consejero a "plantar cara" al ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, y a exigir el fin de los recortes. También se ha mostrado partidario de "la redistribución social de la economía a través de los impuestos" y de que en los fondos de convergencia se adelante la liquidación.

La diputada de IU, Patricia Luquin, manifestado que a su formación "nunca nos ha obsesionado el objetivo del déficit, ni el endeudamiento" y ha querido saber si el Ejecutivo autonómico "tiene un plan B en caso que el Gobierno central diga que no va a admitir ninguna de las propuestas", o si "está dispuesto a desobedecer" frente a la "sumisión" que "ha sido la tónica los últimos cuatro años y ha afectado a la ciudadanía aragonesa".

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión