Despliega el menú
Aragón
Suscríbete

El nuevo DNI 3.0 llegará a Zaragoza a mediados de año

Menos del 20% de los aragoneses que disponen del DNI electrónico lo utilizan para algún trámite.

Parte delantera del nuevo DNI
El nuevo DNI 3.0 llegará a Zaragoza a mediados de año
Ministerio de Interior

El ministro del Interior, José Fernández, presentó este lunes el nuevo DNI electrónico, denominado DNI 3.0, en la ciudad de Lérida. “Se decidió comenzar por este municipio por su reducido tamaño, ya que así se podrá analizar cuál es la demanda que tiene y su uso”, detalla Miguel Ángel Andrés, jefe del área de documentación de la Policía Nacional de Aragón. Dependiendo de los resultados se irá ampliando a otras ciudades, aunque todavía no se conocen los plazos concretos. “El Plan General establecía que los grandes municipios empezarían a aplicarlo en el segundo semestre del año”, puntualiza. Por lo que si todo va según lo planeado, Zaragoza podría contar con él a partir de julio.

Al igual que se hiciera hace casi 10 años, la implantación de este nuevo certificado digital será paulatina, es decir, según la gente vaya renovando su documento de identidad -bien por caducidad, pérdida o cualquier otro motivo-, se le irá el proporcionando uno nuevo. Por ello, durante los primeros años su instauración todavía será lenta y su empleo reducido. Prueba de ello es que después de casi una década, el 40% de los aragoneses todavía no tienen el DNI electrónico. De ellos, solo el 18% lo han utilizado, por lo que se espera que este número aumente con las nuevas facilidades que incluye.

Durante el año pasado, según los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), el 12,2% de los aragoneses lo usaban en sus relaciones con la Administración Pública. “Ahora ya no será necesario tener un lector de tarjetas y solamente aproximando el DNI 3.0 al móvil o tableta digital será suficiente para poder llevar a cabo todos los trámites necesarios, tanto los relacionados con las instituciones públicas como con las privadas”, señala Andrés. Además, con el nuevo formato ya no es necesario introducir el PIN cada vez que vaya a hacer un trámite, algo que facilita su uso, puesto que las personas se solían olvidar de estos cuatro dígitos.

Todo esto responde a una necesidad clara: la inmediatez. “Hace diez años nos conformábamos con mirar nuestros datos a través del ordenador porque no estaba extendido el uso de internet en los móviles, sin embargo, ahora queremos mirarlo en cualquier lugar”, apunta María Jesús Tardós, coordinadora del centro Demostrador del DNI electrónico. Sin embargo, la tecnología NFC no podrá ponerse en práctica en los ordenadores, por lo que, si se quiere utilizar el DNI en estos dispositivos se deberá contar con el antiguo lector de tarjetas.

El uso en las entidades privadas todavía es más limitado. El 5% de los aragoneses lo utilizaron el año pasado para realizar diferentes transacciones de tipo bancario, seguros, viajes, etc. Por ello, otra de las facilidades que podrán notar los ciudadanos es que ya no será necesaria una persona controlando si llevas el billete en las estaciones o aeropuertos. “Con el nuevo dispositivo puedes ir a coger un tren, enseñas el DNI y se puede comprobar al instante si estás en la lista de pasajeros, por lo que no necesitas otros documentos”, recalca Andrés. Según su opinión, este hecho no va a provocar que el ciudadano esté más controlado. “Es igual que antes, la diferencia es que ahora es más fácil para los usuarios”, sostiene.

Otro de los empleos que tiene en la actualidad el DNI es la firma de documentos a través de internet, algo que tampoco terminaba de convencer a los aragoneses, puesto que solo el 4% de ellos lo utilizaron con este propósito durante el 2014. El hecho de que la firma digital tenga la misma validez que la manuscrita también puede conseguir adeptos. Algo que se intentará con diferentes campañas de publicidad en las que se dará a conocer todas las novedades que atesora.

Un dispositivo más seguro

A todo esto hay que añadirle la principal razón de cambiar este dispositivo: la seguridad. “Si el anterior era complicado de falsificar, éste todavía lo es más", destaca Andrés. Así se avanza en el proyecto de Policía 3.0, que permite no desplazarse hasta la comisaria para poner una denuncia, puesto que el con el uso del DNI será suficiente. Según afirman desde el Ministerio de Interior, se realizarán nuevas aplicaciones para mejorar y facilitar las autorizaciones a terceras personas, como por ejemplo, para recoger un paquete a Correos, para recoger los medicamentos en las farmacias o el colegio.

El pasaporte 3.0 ya llega a los bolsillos aragoneses

Desde el pasado 2 de enero, el pasaporte 3.0 se comenzó a expedir en todas las comisarias españolas. “El ponerlo en marcha a la vez en todas las Comunidades Autónomas era algo que se exigía internacionalmente”, subraya Peiró. Por ello, cualquier persona que tenga que renovar este documento, recibirá uno más moderno y seguro. “No tiene tantos usos como el DNI y realmente la mayor mejora que posee es su seguridad”, recalca. Al igual que en el anterior se ha cambiado el chip por uno más potente y también la impresión de algunas páginas. Mientras que antes aparecía la fotografía de la persona en la parte izquierda y más difuminada en el centro, ahora esta segunda está en otra página y encima de ella la fecha de vigencia. “De este modo, es más complicada su falsificación porque es necesario adulterar dos páginas además de reestructurar todo el documento”, informa.

Etiquetas