Despliega el menú
Aragón

Debate sobre el futuro de la cuenca del Matarraña

Las jornadas, enmarcadas dentro de la iniciativa Contrato del Río, se centraron en buscar soluciones para los purines y el vertido de aguas residuales, principales contaminantes del río.

Alrededor de 30 agentes sociales, políticos y económicos debatieron durante la mañana de ayer sobre el presente y el futuro de la cuenca del Matarraña. Las jornadas, enmarcadas dentro de la iniciativa Contrato del Río, se centraron en buscar soluciones para los purines y el vertido de aguas residuales, principales contaminantes del río, así como de sus dos afluentes, el Tastavins y el Algars.

La comarca genera al año 500.000 metros cúbicos de estiércol difícil de absorber por sus campos. En este sentido, el experto Arturo Daudén apostó por el reparto de los gastos medioambientales. "Si el coste que puede suponer el tratamiento de los purines se va dosificando en toda la producción, los ganaderos podrían hacer frente y para los usuarios sería inperceptible", apuntó.

Los asistentes se mostraron más optimistas con el Plan de Depuradoras. La primera de las obras comenzará en los próximos días. "Pedimos que las de Valderrobres y Beceite fueran las primeras en construirse porque están en la cabecera del río y su función es importante", explicó Alberto Moragrega, alcalde de Beceite. También se proyectó un documental en el que se dió a conocer el Contrato Río Matarraña, al que están adheridos 27 ayuntamientos de 4 provincias.

Etiquetas