Despliega el menú
Aragón

Condiciones de vida

Más de la mitad de los ciudadanos aragoneses llegan a fin de mes con dificultad

El 51,5% de los habitantes de la Comunidad pasan apuros para subsistir con sus ingresos, frente al 33,6% de hace un año, y un 16,6% de los aragoneses están por debajo del umbral de pobreza.

Cada vez son más los aragoneses con problemas para cuadrar las cuentas de sus hogares. Más de la mitad de los habitantes de la Comunidad (51,5%) tienen dificultades para llegar a fin de mes, una cifra un18% mayor que hace solo un año, según advierten los últimos datos de la encuesta de Condiciones de Vida elaborada por el Instituto Nacional de Estadística (INE). Además, un 16,6% de los aragoneses se encuentran por debajo del umbral de la pobreza, una situación preocupante a pesar de que la Comunidad se encuentra por debajo de la media nacional (21,8%) y muy lejos de regiones como Canarias (33,8), Extremadura (31,9) o Andalucía (31,7).

En menos de un año, el número de personas que pasan apuros económicos se ha multiplicado y, según el INE, un 4,8% de los aragoneses pasan muchas dificultades para llegar a fin de mes, un 12,2% lo consigue con dificultad y hasta un 34,5% asegura que atraviesa ciertos problemas para hacer frente a todas sus obligaciones económicas, cuando en 2011 solo el 19% de los habitantes de la Comunidad estaban en esta situación.

Además, el informe del INE indica que un 16,6% de la población aragonesa estaba por debajo del umbral de la pobreza en 2011, una cifra que previsiblemente habrá crecido a lo largo de este año. El porcentaje de la Comunidad es el quinto más bajo de toda España, pero no deja de ser alarmante. “La pobreza cada vez es más extensa, porque afecta a más gente, y más intensa, porque les damnifica con más gravedad. Además, es un problema que se vuelve crónico y a las familias que lo padecen les cuesta mucho salir de esa situación”, asegura Francisco Yagüe, secretario general de Cáritas en Zaragoza.

Las entidades sociales, desbordadas

De hecho, las entidades sociales siguen desbordadas por la cada vez mayor cantidad de aragoneses que recurren a este tipo de ayudas. “Durante los primeros ocho meses del año hemos atendido a un 30% más de familias que en el mismo periodo de 2011, y todo indica que esta tendencia se mantendrá”, explica Yagüe. El año pasado, esta organización invirtió más de un millón de euros -un 20% más que en 2010- en ayudas directas para necesidades básicas, mientras que hasta agosto de 2012 la cantidad se acercaba a los 700.000 euros solo en Zaragoza.

“La mitad de las familias atendidas acuden a Cáritas por primera vez, lo que indica que la crisis está afectando a segmentos de la población que hasta hace poco no tenían problemas económicos”, advierte el secretario general de esta entidad, quien alerta de que “han aumentado notablemente las familias españolas, tanto formados por parejas jóvenes como por madres solteras, que se ven obligadas a solicitar ayuda”. De hecho, el número de personas que afirman llegar a fin de mes con facilidad ha pasado de un 26,3% en 2011 a un 8,1% en 2012, mientras que aquellas que afrontan todos sus gastos con mucha facilidad han descendido de un 2,9% a un 0,7%.

Uno de cada tres aragoneses no pueden ir de vacaciones

Las altas tasas de desempleo y el estancamiento del mercado laboral también han obligado a muchos aragoneses a prescindir de algunos gastos extra que hasta hace poco eran casi innegociables para la mayoría de familias. Según la encuesta del INE, el 30% de los habitantes de la Comunidad no han podido permitirse este año irse de vacaciones al menos una semana.

También ha crecido la cifra de aragoneses que no tienen capacidad de afrontar gastos imprevistos -ha pasado de un 12,6% en 2009 a un 22,9%- y el número de personas (3,7%) que durante el último año han tenido algún retraso en el pago de gastos relacionados con la vivienda principal, como la hipoteca, el alquiler o los recibos.

Etiquetas