Aragón

Pero mantiene sus críticas a Serrat

Marea Verde se desvincula de las actitudes violentas

En un comunicado señalan que la plataforma "en ningún caso ha sido, es ni será violenta ni ha atentado contra la libertad de nadie".

Marea Verde en El Pilar
educación
P.C.F.

Marea Verde Aragón-Asamblea de Docentes por la Educación Pública se ha desvinculado hoy y ha censurado los insultos y amenazas que ayer recibió la consejera de Educación, Dolores Serrat, en un acto público, pero eso no quiere decir que no vayan a continuar con su protesta contundente por los recortes en la educación pública.

En un comunicado, quieren dejar claro que la Marea Verde "en ningún caso ha sido, es ni será violenta ni ha atentado contra la libertad de nadie, y así lo han demostrado en todas las manifestaciones que han convocado o a las que han asistido.

Por eso, hacen un llamamiento para que las protestas "sigan en ese clima de civismo que define a los que defendemos la educación pública", pero no por ello van a dejar de ser "claros y contundentes" ante la actuación en política educativa de la consejera en estos últimos meses.

Serrat, añaden, ha podido comprobar que hubo un "seguimiento masivo" de la huelga del 22 de mayo y que toda la comunidad educativa participa unida en el rechazo a las medidas de recortes.

Después de ser insultada y amenazada antes de inaugurar la Feria del Libro, Serrat denunció la presión a la que se está viendo sometida "porque esto ya es coartar la libertad de movimiento".

Para Marea Verde, es "aberrante que hable de "coartar la libertad de movimiento" mientras "defiende políticas racistas, coartando y excluyendo a los hijos de los inmigrantes sin papeles de las ayudas para comida y libros" o el recorte de las becas "va a dejar fuera" a muchos jóvenes de los estudios universitarios.

Habla de los mil despidos que se pueden producir el curso que viene, de la amenaza del cierre de aulas en la escuela rural y de la paralización de las obras de algunos colegios.

Por eso, Marea Verde traslada a la consejera que "la pena y la tristeza" que ayer ella dijo sentir la sienten ellos "viendo el deterioro al que están sometiendo a la Educación Pública usted y sus colegas de partido y Gobierno, mientras se discute en Madrid los pormenores de un rescate a la banca privada que acabará superando el coste de todo el sistema educativo, de en torno a 45.000 millones de euros".

"Están ustedes robándonos la educación pública para financiar los despropósitos de la banca privada", enfatizan.

Los profesores concluyen que no quieren una "aplicación mínima de los recortes", sino la derogación del Decreto 14/2012 y su compromiso de paralización de la aplicación en Aragón.

Etiquetas