Despliega el menú
Aragón

CAMPO DE BORJA

Los vecinos de Bisimbre y Agón pasan el día de San Jorge sin teléfono por otro robo de cobre

Los delincuentes cortaron seis postes con una motosierra, se llevaron 300 metros de cable y dejaron sin servicio a dos localidades durante el día de ayer

Los vecinos de las localidades de Agón y Bisimbre celebraron ayer la festividad de San Jorge sin línea telefónica debido a un nuevo robo de hilo de cobre. Este se suma a los sucedidos en los últimos dos meses en la comarca de Campo de Borja; en concreto, en Fuendejalón, Tabuenca y Fréscano. En esta última localidad hubo dos en tan solo quince días.

Poco antes de las 22.00 del martes, a un vecino de Bisimbre se le cortó la comunicación en medio de una llamada telefónica y dio aviso al alcalde, Pedro Royo. "Nos han robado el cable", le dijo. Inmediatamente, el primer edil, junto a otros vecinos, salieron en un coche a revisar la línea que discurre a unos 100 metros de la carretera provincial Z-324. "Recorrimos parte de la línea pero no vimos la zona afectada", indicó Royo.

En la mañana de ayer, junto con el alcalde de Agón, Juan Carlos Yoldi, descubrieron el lugar del robo, a unos 500 metros del casco urbano de esta localidad, en término municipal de Magallón. Allí se encontraron con 6 postes cortados con una motosierra -el mismo método utilizado en las ocasiones anteriores- y la desaparición de 300 metros de cable. Al parecer, los ladrones arrastraron el cableado con un vehículo a través de un campo hasta un camino próximo por el que, previsiblemente, emprendieron la huida.

Posiblemente, las luces de las linternas o del coche de los vecinos les obligó a realizar el robo de forma apresurada, ya que solo pudieron hacerse con una de las dos líneas que transportan los postes.

Primeras investigaciones

En el lugar del suceso se personó ayer el capitán de la Guardia Civil de Tarazona y dos patrullas del instituto armado para examinar el terreno y buscar posibles pistas que arrojen luz a la investigación.

Los alcaldes afectados mostraban su "malestar con la compañía telefónica". Según explicaron los primeros ediles, habían avisado del robo "poco después de las diez de la noche del martes". Yoldi añadió que al mediodía de ayer todavía no se había recibido "ninguna respuesta". Mientras tanto, todo el pueblo de Bisimbre y parte del de Agón estaban sin comunicación telefónica.

Para el primer edil agonero, "el problema está en la compra del cobre robado". Yoldi aseguró que "debería cambiarse la normativa que rige las chatarrerías para identificar quién compra y quién vende este material". En parecidos términos se expresó el alcalde de Bisimbre. "Es muy difícil controlar esto, pero hay que hacer algo", dijo Royo, quien se quejó del "gran perjuicio que estos robos ocasionan a los pueblos".

Etiquetas