Branded
Suscríbete por 1€

piscinas

Aumentan las opciones para disfrutar este verano de un 'resort' en casa

De obra, desmontables o prefabricadas, en la actualidad el mercado pone a disposición de los usuarios todo tipo de piscinas a medida para las zonas exteriores de las viviendas.

Las piscinas desmontables son una buena opción para los balcones y terrazas.
Las piscinas desmontables son una buena opción para los balcones y terrazas.
pixabay

Refrescarse en una piscina no es exclusivo de los recintos municipales, de las urbanizaciones o de los alojamientos turísticos, pues cada vez son más las viviendas en las que se acondicionan terrazas, jardines o exteriores para disfrutar de estos oasis estivales cuando el calor aprieta.

Según fuentes expertas en decoración y tendencias, la pandemia ha impulsado la necesidad de acondicionar los hogares para que proporcionen el máximo confort y bienestar. En este afán, se incluye el aumento de la demanda de piscinas propias.

Se trata, generalmente, de vasos pequeños, para lo cual se recomienda recurrir a las piscinas de obra, pues se adaptan muy bien a unas reducidas dimensiones. No obstante, también son aconsejables los modelos de piscinas desmontables, que están experimentando un gran auge en la actualidad. Estas pueden ser de muchos tamaños y su principal ventaja es que una vez termina la temporada de baño, se pueden recoger y guardar hasta el año siguiente. Abarcan desde las hinchables de lona hasta las de plástico o madera, pasando por las de acero o las que se montan debajo de la tierra.

Además, existe una amplia gama de tendencias en torno a estas piscinas, pues se pueden envolver en atractivos armazones. Los de madera o cañizo son los más indicados para cumplir esta función estética, que también se tiene en cuenta para dar otro aire a los exteriores de las viviendas y crear un clima más acogedor.

De moda se han puesto las piscinas ‘ad infinitum’, compuestas por muros, cuya altura se corresponde exactamente con el nivel del agua

Otra de las opciones más recomendables son las piscinas prefabricadas, aquellas que se componen de varias piezas que necesitan montaje. Suelen ser de poliéster, de acero y hormigón y de polipropileno y hormigón. Las primeras son las más comunes, pues son más económicas y fáciles de instalar. Los fabricantes apuntan que existen muchas calidades dentro del mismo producto, de manera que es importante que se asesore sobre la más conveniente en cada caso.

En cuanto a las posibilidades decorativas, hay que tener en cuenta otras virguerías cuando se trata de instalarse una piscina en casa. Así, los vasos de cristal ofrecen sensación de amplitud, además de resultar un material resistente y duradero, a pesar de lo que pueda parecer a priori.

Otra tendencia muy llamativa es la de incorporar a los suelos de los vasos de las piscinas azulejos de colores para crear un efecto sorprendente y muy agradable a la vista.

De moda se han puesto las piscinas ‘ad infinitum’, especialmente en hoteles y establecimientos turísticos de cierta categoría. Estas están compuestas por uno o varios muros, cuya altura se corresponde exactamente con el nivel del agua, lo que implica que las piscinas se estén continuamente desbordando. El agua cae en un depósito, que está justo debajo del borde del vaso, desde donde, a continuación, es bombeada nuevamente a la piscina.

Sea cual sea la solución que se escoja y que se adapte al hogar, hay que tener en cuenta en qué se va a hacer con ella el resto del año. Las cubiertas o cerramientos pueden ser una interesante alternativa para seguir disfrutando del espacio con seguridad, aunque hay quien piensa que la mejor forma de sacarle partido durante los mese más fríos es con un sistema de climatización. ¿Qué puede haber más sugerente que una piscina de agua caliente en casa? 

Un grupo de chavales se lanza a la piscina en las instalaciones del Actur, ayer, en el último día de apertura del verano.
*

La seguridad, siempre prioritaria

Garantizar la seguridad de los bañistas en las piscinas pasa, en primer lugar, por el perfecto acondicionamiento de las instalaciones. Así, la limpieza y el mantenimiento realizados de forma periódica son cruciales para evitar cualquier incidente.
Tras comprobar que el agua cumple con las condiciones de calidad precisas y que el sistema de depuración funciona a la perfección, se considera importante atender al diseño del entorno donde se ubica la piscina, así como considerar la presencia o no de un profesional en el recinto. A este respecto, la actual normativa que regula la presencia de socorristas en las piscinas de Aragón exime de la obligatoriedad de disponer de un socorrista en las comunidades de vecinos que cuenten con menos de 40 propietarios.
Además, son muchos los sistemas de seguridad que se contemplan, especialmente para proteger a los niños. Así, se presta especial atención a las vallas, muy eficaces para impedir su paso al vaso. Otro de los elementos más utilizados es la cubierta para piscinas para cuando esta no se use. Su objetivo es evitar caídas accidentales. También existen alarmas de seguridad, que se activan cuando alguien se acerca al perímetro de la piscina.

REALIZADO POR BLUEMEDIA STUDIO
Este contenido ha sido elaborado por BLUEMEDIA STUDIO, unidad Branded Content de Henneo.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión