Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Heraldo Premium Web del suscriptor

Patrimonio natural

Aragón, un museo de 600 millones de años

El Colegio de Geólogos insta a la aprobación del decreto de Lugares de Interés Geológico que el Gobierno de Aragón prepara desde 2010

M.M. Zaragoza Actualizada 18/02/2015 a las 08:45
Etiquetas
0 Comentarios
Estratos verticales en Aliaga

La riqueza geológica de Aragón hace que la Comunidad Autónoma se pueda considerar como un gran museo al aire libre en el que observar diversidad de formaciones y estructuras geológicas desde hace cerca de 600 millones de años. Originales saladas, yacimientos fosilíferos de importancia mundial y profundas simas como la de San Pedro dan cuenta del valor de este patrimonio natural.

Así, en el año 2010 el Gobierno de Aragón comenzó el procedimiento para la elaboración del Decreto por el que se había de crear el catálogo de Lugares de Interés Geológico de Aragón (LIGS), estableciendo además un régimen de protección. Desde entonces, se ha trabajado en la elaboración del correspondiente inventario, para lo que se ha contado con la información técnica aportada por distintas entidades como la Universidad de Zaragoza, el Instituto Geológico y Minero de España y diversos especialistas, además del propio Colegio Oficial de Geólogos en Aragón, que recientemente ha denunciado la paralización en que se encuentra el proceso y las "evasivas" que han recibido por parte de la Administración ante las preguntas sobre su situación.

"En 2013 salió la noticia y parecía que la aprobación ya iba a ser definitiva, pero hemos ido preguntando y no hemos tenido ninguna contestación", explica Andrés Gil, presidente del Colegio de Geólogos de Aragón, desde donde entienden que son motivaciones políticas las que bloquean el avance del proceso.

Por su parte, desde el Gobierno de Aragón reconocen que por el momento no hay ninguna previsión temporal concreta para su aprobación definitiva, y aducen "motivos técnicos", dado que "hay que estudiar bien cada uno de esos posibles lugares, a los que se les dota de un nivel de protección que tiene que ser compatible con determinados usos, según los casos".

En las últimas semanas, también ha suscitado polémica la exclusión por parte de la DGA de la exclusión como LIG de las formaciones rocosas conocidas como las Canalillas del río Bergantes ante la tramitación de la construcción de la presa, lo que ha sido contestado desde el territorio por la plataforma El Bergantes no se toca, o grupos políticos como IU en las Cortes de Aragón.

Inventario con más de 400 LIGs

El futuro inventario contiene más de 400 Lugares de Interés Geológico (LIGs). 198 son considerados puntos LIGs, de superficie en general inferior a 50 hectáreas, con una delimitación espacial precisa, un contenido geológico bien definido temáticamente y, a menudo, cierta vulnerabilidad ante potenciales impactos naturales o antrópicos.

También hay 91 áreas, con superficie superior a las 50 hectáreas, con cierta vulnerabilidad que aconseja el establecimiento de algún grado de protección, y 122 itinerarios o puntos de observación. A estos puntos se añaden 66 yacimientos paleontológicos ya inventariados y protegidos por la normativa anterior.

Este patrimonio en Aragón es relevante, en primer lugar, "por la variedad de puntos y zonas en las que los materiales geológicos están muy bien expuestos. Los afloramientos son de una calidad muy elevada ya que al estar en un clima continental más bien seco no hay mucha vegetación", comenta Gil. Pero además, porque Aragón "es de las pocas comunidades en las que se puede hacer una reconstrucción de la placa ibérica desde el Cámbrico a la actualidad viendo las distintas estructuras y fósiles. Es como un museo de cerca de 600 millones de años".

En la Comarca del Aranda, en los entornos de Sestrica y Sabiñán se encuentran "la rocas más antiguas de la península ibérica del precámbrico, en las que el contenido fósil es muy limitado", explica el presidente de los geólogos.

Esta completa lectura estratigráfica es objeto de atracción para estudiosos de distintas partes del mundo, que también en Aragón encuentran otras singularidades como el estratotipo de referencia del Aragoniense, que se define en la Comunidad, manifestaciones kársticas de gran desarrollo, saladas muy originales como las de Monegros, yacimientos fosilíferos de importancia mundial, como los trilobites de Murero, yacimientos con minerales que deben su nombre a este territorio, como el aragonito o la teruelita, formas de erosión fluvial y glaciar con relieves singulares, como nuestros afamados mallos o incluso volcanes ya extinguidos. "El actual pico de Anayet es el resto de un volcán de unos 300 millones de años. Son rocas volcánicas de gran resistencia a la erosión que han permanecido intactas", explican desde el Colegio de Geólogos.

Además de la protección de los elementos más singulares de la gea y de sus valores científicos y didácticos, los agentes que han participado en el proceso de elaboración del futuro inventario señalan el potencial del llamado geoturismo, que en Aragón ya se ha puesto de manifiesto a través de los Geoparques de Maestrazgo y Sobrarbe.

El de Aliaga fue el primer parque geológico constituido en España: "Viene todo tipo de turismo, colegios, asociaciones o turismo familiar, además de la importancia que tiene la presencia de visitantes de carácter científico", señalan desde este parque turolense. La espectacularidad del entorno y la variedad de sus formaciones hace que anualmente acudan estudiosos de universidades de distintos lugares de España y especialmente del extranjero, como Holanda, Italia o Inglaterra, o hasta de Brasil y Omán.




Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo