Anuncios clasificados
Volver a Heraldo.es
Suscríbete Web del suscriptor

Salud

¿Qué alimentos no es conveniente mezclar a la hora de hacer la digestión?

En ocasiones, ingerir diferentes tipos de comida a la vez puede provocar reacciones adversas en el organismo. Aquí puedes encontrar algunas claves para que mantengas un buen estado de salud a este respecto.

13/07/2018 a las 05:00
El estómago no puede digerir a la vez de forma correcta alimentos proteicos y almidones, como sería el resultado de juntar pescado y patatas.Pixabay.

Según indican diversos estudios, cada nutriente se procesa en un tramo determinado del sistema digestivo, siendo tratado de forma diferente según su naturaleza química. Es por ello que, a pesar de los múltiples beneficios que tienenal mezclarlos, unos pueden impedir a otros su buena digestión.

Aunque no sea un dato muy conocido, cabe recordar que una alteración de la flora intestinal produce una digestión anormal que, si se repite con frecuencia, puede dar lugar a estados patológicos o a enfermedades crónicas de este sistema, que pueden afectar incluso a otros (respiratorio, cardiovascular, etc).

El organismo, en condiciones normales, segrega una serie de jugos que permiten la digestión, los cuales varían en función de si se trata de un tipo de alimento o de otro. Como consecuencia, en algunas ocasiones, este no puede amoldarse bien a las distintas sustancias que requieren dos grupos de alimentos diferentes para ser digeridos. Por ello, no es conveniente mezclar algunos de estos debido a su incompatibilidad física, química y fisiológica.

Para que evitar las reacciones adversas que pueden ocasionarse en el organismo en estos casos, aquí se explican algunas claves que te permitirán mantener un buen estado de salud tras hacer cada digestión.

  • Hidratos de carbono (divididos en almidones y azúcares): el estómago no puede digerir correctamente a la vez alimentos proteicos y almidones. La combinación almidón-proteína es una de las más perjudiciales para los órganos digestivos, por lo que conviene evitarla. Un ejemplo de ello sería comer carne, huevo o pescado junto patatas, arroz o pasta, así como un bocadillo de embutidos. En cuanto a los azúcares, estos tampoco se digieren adecuadamente con las proteínas en el intestino.
  • Proteínas: además de que su procesamiento en el estómago se dificulta ante la presencia de almidones, tampoco es recomendable mezclar en una misma comida dos tipos de proteínas diferentes, puesto que este órgano debe modificar su forma de actuar en función de los requerimientos de cada uno de estos elementos, presentes en diversos tipos de carne, pescado, marisco, huevo, leche, nata, yogur o frutos secos.
  • Grasas: estas sustancias ralentizan la digestión en el estómago, con lo que se altera el procesamiento de las proteínas y se favorece la fermentación de los azúcares.
  • Fruta: estos alimentos interfieren en la digestión de proteínas y almidones. Por ejemplo, la fruta en el desayuno (ya sean en forma de piezas enteras o zumo) es preferible tomarla nada más levantarse y no poco antes de ingerir otra sustancia, ya que además permite que el cuerpo se acondicione correctamente de cara a la primera comida del día.
  • Verdura: además de producir múltiples efectos positivos para las personas, estos alimentos son los únicos componentes que no ofrecen ningún obstáculo para la digestión de otros.

- Ir al suplemento de salud.





Pie
Enlaces recomendados

© HERALDO DE ARAGON EDITORA, S.L.U.
Teléfono 976 765 000 / - Pº. Independencia, 29, 50001 Zaragoza - CIF: B-99078099 - CIF: B99288763 - Inscrita en el Registro Mercantil de Zaragoza al Tomo 3796, Libro 0, Folio 177, Sección 8, Hoja Z-50564
Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Grupo Henneo