Despliega el menú
Sociedad
Suscríbete

GALICIA

Muere un matrimonio y ocho personas resultan heridas por inhalar gas

Las víctimas mortales son Valeriano Ramón Díaz y Otilia Ramos Dean, cuyos cadáveres fueron descubiertos en su dormitorio por agentes de la Guardia Civil después de que su hijo alertara a las autoridades.

Un matrimonio de octogenarios falleció este lunes en Cervo (Lugo) por inhalación de gas y otras ocho personas, procedentes de otros cuatro municipios de la provincia lucense, están ingresadas en el hospital Xeral Calde con síntomas de intoxicación.

Las víctimas mortales son Valeriano Ramón Díaz y Otilia Ramos Dean, cuyos cadáveres fueron descubiertos en su dormitorio por agentes de la Guardia Civil después de que su hijo alertara a las autoridades.

Según informaron fuentes de la Policía Local, el joven resultó intoxicado en el suceso, ocurrido en la parroquia de Castelo alrededor de las 2.30 horas de la madrugada del domingo al lunes, pero pudo llamar por teléfono para pedir ayuda.

Todo parece indicar que la muerte del matrimonio pudo ser debida a la mala combustión de una estufa que utilizaban para calentarse o de un generador eléctrico, puesto que la zona lleva más de 48 horas sin suministro de luz a causa del temporal que afecta a Galicia en los últimos días.

Además de la Guardia Civil, el Servicio de Emergencias 112 movilizó también al Grupo Municipal de Intervención Rápida (Grumir) de Cervo y a la Policía Judicial de la Guardia Civil para confirmar el hallazgo de los cadáveres y pedir medios para comprobar la concentración de monóxido de carbono. En las próximas horas, los cadáveres serán examinados por los forenses para determinar la causa exacta de la muerte.

Otros casos de intoxicación

En la provincia de Lugo, otras ocho personas permanecen aún en observación en el servicio de Urgencias del Xeral Calde a consecuencia de haber inhalado gases derivados de una mala combustión. Según informaron fuentes hospitalarias, se trata de dos vecinos de Antas de Ulla, dos de Guitiriz, tres de A Fonsagrada y uno de A Pontenova. No obstante, confían en que todos los afectados sean dados de alto a lo largo de la mañana.

El subdelegado del Gobierno en la provincia de Lugo, Jesús Otero, alertó de que detrás de estos sucesos se encuentra la mala combustión derivada de los grupos electrógenos puestos en funcionamiento para sustituir la falta de electricidad.

Por eso, aprovechó para recomendar "prudencia" a la ciudadanía de la provincia lucense, la más damnificada por el temporal que afecta a Galicia. Así, a las dos personas fallecidas esta madrugada en el lugar de Castelo, en Cervo, hay que sumar otra en Vilalba el pasado viernes y el sargento de la Guardia Civil de Burela que murió la madrugada del sábado.

Etiquetas