Despliega el menú
Sociedad
Suscríbete

INGLATERRA

Se busca jardinero ecologista para Buckingham

Los jardines de Buckingham, que buscan un nuevo cuidador, son cuidados por medios ecológicos, en los que se reciclan el 99% de los desechos.

El palacio de Buckingham
Buckingham se gasta 117.000 euros en limpiar candelabros
ADAM BUTLER/AP

La casa real inglesa ha anunciado a través de su web oficial la búsqueda de un nuevo jardinero para cuidar de los 42 acres de verde que rodean el palacio de Buckingham y para continuar con las prácticas ecologistas y respetuosas con el medio ambiente que imperan en los terrenos.

Las responsabilidades de este puesto de trabajo son varias y van desde mantener las «actividades hortícolas orgánicas» de los jardines a «asistir en el desarrollo de la vida silvestre» en el terreno, informa el periódico 'The Guardian'.

El encargado de los jardines de Palacio, Mark Lane, anunció que las credenciales hortícolas y la experiencia en el cuidado de rosas serán necesarias para el puesto de trabajo.

En los jardines del palacio de Buckingham se reciclan el 99% de los desechos, incluidos los que generan los establos. Se dice que este giro ecologista se debe a la influencia del príncipe de Gales, que apoya la jardinería orgánica y es el responsable de la instalación de un panel solar en Clarence House, una de las residencias reales.

Para promover la vida silvestre en los jardines, una de las técnicas de los cuidadores consiste en repartir troncos de árbol de forma aleatoria por los terrenos para que así surjan familias de escarabajos, arañas, y nuevas especies de setas.

Un 10% del área del jardín sigue una estricta política de «hierba alta», lo que propicia el crecimiento de nuevas flores. Como resultado, más de 300 especies diferentes crecen en Palacio.

También se conservan los árboles secos ya que son el hogar de numerosas especies, como es el caso de uno de ellos, que aloja actualmente a una familia de pájaros carpinteros.

«El uso de pesticidas es mínimo y nuestro objetivo es que, con el tiempo, sea eliminado» explicó Mark Lane. «También nos aseguramos de que nuestra maquinaria sea inocua para el medio ambiente. El combustible de nuestros cortacéspedes es biodegradable», añade.

El nuevo jardinero no solo cuidará de las flores en el palacio de Buckingham sino que también realizará algunas tareas complementarias en el de Kensington, Marlborough House y el palacio de St. James, todos propiedad de la monarquía británica.

La fecha límite para apuntarse a la convocatoria es el 13 de febrero. El sueldo es de 15.000 libras al año (17.800 euros), cifra para nada desdeñable si se tiene en cuenta que el experto vivirá en el palacio de Buckingham, que cuenta con una situación privilegiada en el centro de Londres.

Etiquetas