Despliega el menú
Sociedad

SOLIDARIDAD

La crisis incrementa en un 300% los nuevos usuarios de Cruz Roja

Cruz Roja ha detectado una variación en el perfil de los usuarios de sus servicios sociales y de empleo por la crisis, y estima que la demanda de personas que se acercan por vez primera a la institución habrá aumentado a final de este año en un 300%, y supondrá un 10% del total de solicitantes de apoyo social.

Las peticiones han crecido entre los más castigados por la crisis: inmigrantes, personas con dificultades de inserción y de mantenimiento en el mercado laboral. Pero también "se ha multiplicado significativamente el número de personas que nunca hubiesen pensado que tendrían que recurrir al apoyo de la Institución", destacan en Cruz Roja.

El director del departamento de Intervención Social de Cruz Roja, Carlos Capataz, explica a EFE que hasta el primer trimestre de 2008 las peticiones de esos nuevos colectivos era "muy residual". Ahora "el trabajo con parados de más de 45 años o personas en paro de larga duración se ha incrementado".

Hasta tal punto, que estiman en un 300% el incremento de las peticiones de nuevos colectivos en 2009. "Y, de una previsión de 70.000 demandantes de empleo en este año, unos 6.000 pertenecen a sectores a los que hasta ahora no veníamos atendiendo, y serán en torno al 10% de nuestros usuarios", explica.

Este nuevo sector de población, junto a los beneficiarios habituales, será también destinatario de la recaudación del Sorteo del Oro de Cruz Roja, que se celebrará el próximo día 23 de julio, y que representa el 25% de todos los ingresos privados de la institución (personas y empresas).

Jaime Gregori, director del departamento de captación de fondos de Cruz Roja, destaca a EFE la importancia que el sorteo tiene para la organización, ya que la recaudación se dedica de forma principal a financiar asambleas locales y los programas sociales que éstas desarrollan.

"Somos optimistas y esperamos unos resultado similares a los de la edición de 2008, cuando se recaudaron 25.500.000 euros", afirma Gregori.

Frustración y angustia

Ejemplo de programa social es el que lleva a cabo la dirección provincial de Plan de Empleo de Cruz Roja en Salamanca, del que en 2009 se han beneficiado 379 personas, un 10% más que en 2008. Son programas dirigidos a inmigrantes y otros colectivos en dificultad; así como planes de autoempleo, de atención a mujeres y a personas en especiales dificultades sociolaborales con riesgo de exclusión.

"En el último año, se han acercado al centro en busca de información hombres españoles que nunca lo habían hecho anteriormente, y se ha incrementado el número de mujeres que demandan trabajo para la susbsistencia familiar en el entorno privado, por no tener experiencia", explica a EFE Olga Rubio, responsable del centro salmantino.

"El primer contacto con Cruz Roja es complicado", explica. "A muchos hombres hay que darles un trato especial, porque lo que manifiestan es que nunca habían necesitado ayuda, que quieren trabajar, y que pueden ser útiles. Reclaman apoyo, no ayuda".

"Ellos identifican y describen muy bien su experiencia laboral, mejor que ellas, -dice Rubio- pero saben que ahora no hay trabajo en su sector, y les cuesta, pero deciden que pueden adaptarse a otro y que necesitan formación, que también obtienen en Cruz Roja".

Carlos Capataz, responsable del departamento de Intervención Social de Cruz Roja, coincide en que "se evidencia un incremento de sentimientos de tensión, frustración y angustia en las personas demandantes, unida a una desorientación que antes no era tan palpable en los servicios de Cruz Roja".

Tensión que -dice- "también se traslada a las personas tanto voluntarias como remuneradas que componen nuestros equipos, ya que se encuentran situaciones a las que es muy difícil responder".

La demanda de empleo sube un 53%

Según los datos facilitados a EFE por Cruz Roja, a partir del segundo semestre de 2008 se detectó un fuerte incremento de peticiones de ayuda, "muy notable en el Plan de Empleo para colectivos vulnerables".

Los servicios sociales atendieron a 864.296 personas y los de empleo a 45.665. Las estimaciones para 2009 prevén un incremento de un 4,1% en servicios sociales (900.000 usuarios) y de un 53% en los de empleo (70.000).

El incremento interanual de los participantes en el Plan de Empleo (junio 2008-junio 2009) ha sido un 73% superior al registrado en el período junio 2007-junio 2008, aunque el número de empresas que ofertan puestos de trabajo ha caído un 43% y el de puestos ofertados en un 86%.

En cuanto a los servicios sociales -explica Capataz-, se han incrementado las peticiones de ayuda para la cobertura de primera necesidad (alimentaria, económica, ropa, etc). También las demandas de intermediación e información en relación de los servicios sociales públicos, así como la intervención en asentamientos y entornos urbanos degradados.

Un dato significativo es el incremento en los programas de retorno de inmigrantes. En el primer trimestre de 2009 se han atendido cuatro veces más demandas que en todo el año 2008, "aunque casi ninguna ha sido hacia países africanos", explica Capataz.

En las personas mayores, "el grupo más importante entre los usuarios de nuestros servicios", según el directivo de Cruz Roja, la crisis económica y social no impacta directamente en su situación individual.

"Pero sí tiene una incidencia notable en su bienestar -dice- ya que en muchos casos se hacen cargo de hijos y nietos, respondiendo a cargas económicas por hipotecas o manteniéndoles a causa del paro".

Saturados

Todo ello provoca una "situación de saturación" en los servicios sociales públicos "ahora muy visible -afirma Capataz- tanto en los plazos con el consiguiente alargamiento burocrático, como en la respuesta a demandas cuya cobertura es un derecho".

Capataz pide una fuerte inversión en servicios y recursos sociales "especialmente en este momento", ya que -dice- "el punto de partida ofrece una clara desventaja en relación a la Europa de los 15".

Y aboga por un "cambio de metodología" para favorecer la inclusión social de los sectores tradicionales que reciben apoyo de la Institución, "teniendo en cuenta el cambio en los perfiles de los demandantes y un agravamiento en la situación de la demanda tradicional".

Cruz Roja ha puesto en marcha "respuestas más orientadas a la cobertura de las necesidades básicas", tales como ayudas económicas y en especie (alimentos, ropa, kits higiénicos, material escolar); intervención sociosanitaria en asentamientos y entornos urbanos degradados; puntos de información y orientación sobre empleo; e información orientación y conexión con servicios públicos.

Además, dice el responsable de Intervención Social, en breve se implantarán cien proyectos nuevos dirigidos a atender a las demandas provocadas por la actual situación, por un importe de 3,6 millones de euros.

Etiquetas