Sociedad
Suscríbete por 1€

AUSTRIA

El 'monstruo de Amstetten' planificó la cárcel para su hija cuando tenía 12 años

Las víctimas de Josef Fritzl recuperan poco su salud a la luz del día.

Elisabet Fritzl fue violada por primera por su padre cuando tenía 11 años de edad. Un año después, el llamado 'monstruo de Amstetten' comenzó a planificar la cárcel para su propia hija, donde la mantuvo encerrada durante 24 años. Según la policía, la habitación donde la joven estuvo recluida los primeros nueve años, tenía 35 metros cuadrados y en 1993, Josef Fritzl concluyó los trabajos de ampliación.

"Ahora, para poder entrar a la cárcel hay que abrir ocho puertas y a partir de la quinta todas se abrían gracias a un complicado sistema electrónico", dijo Franz Polzer, el jefe de la policía regional de Baja Austria, al revelar los últimos hallazgos hechos por el grupo de expertos que inspecciona en sótano.

En cambio, el medico responsable de la atención de Elisabeth y sus cinco hijos, Berthold Kepplinger, reveló que las víctimas habían recibido medicamentos y vitamina D durante el cautiverio y disponían de una lámpara de luz ultra violeta.

"El estado de salud de la familia mejora en forma paulatina y la madre y sus hijos ya no reaccionan de forma tan sensible a la luz del día", dijo el medico quien reveló que Felix, el niño de cinco años, era el que más progresos hacia. "Elisabeth y su madre se encargan de la alimentación y los hijos ordenan sus camas", añadió el médico al contar pequeños detalles de la vida cotidiana.

Los terapeutas instalaron un acuario en las dependencias que sirven de vivienda a la familia en el interior de la clínica y le devolvieron al pequeño Klaus, el oso de peluche que le acompaño durante su estadía en el sótano.

El médico jefe de la clínica alabó, en forma especial, la actitud que tuvo Elisabeth con sus hijos durante los años de cautiverio. "Ella se preocupó de ofrecerles un ritmo de vida regular en el sótano.. Fue un trabajo asombroso", dijo el médico.

Etiquetas