Despliega el menú
Sociedad

Tercer Milenio

Aquí hay ciencia

Locos por la ciencia de Van Gogh

La vida y la obra del genial pintor Vincent van Gogh han sido y siguen siendo objeto de estudio por parte de científicos e investigadores de las más variadas y acaso insospechadas disciplinas: de psiquiatras a químicos, de astrónomos a genetista

Van Gogh pintó ‘Casa blanca en la noche’ a las 19.00 del 16 de junio de 1890.
Van Gogh pintó ‘Casa blanca en la noche’ a las 19.00 del 16 de junio de 1890.
Hermitage Torrent

Vincent van Gogh y su ‘locura’ vuelven a estar en boca de todos tras la publicación de un estudio efectuado por psiquiatras y neurólogos neerlandeses, quienes, tras analizar su correspondencia y los informes médicos de la época, han ‘diagnosticado’ que el pintor sufría brotes psicóticos y trastornos bipolar y de personalidad, agravados por la malnutrición y su dependencia de la bebida. De hecho, los responsables del trabajo descartaron otras hipótesis que se han valorado como posible causa de su conducta, como la esquizofrenia; la porfiria, enfermedad metabólica que afecta al sistema nervioso; o neurosífilis, una infección bacteriana del cerebro que sí padeció su hermano. Por contra, y a la vista de la documentación existente, concluyen que la explicación más plausible es que padeciese los mencionados trastornos y que los episodios de psicosis se produjesen durante la fase aguda –el delirium tremens– del síndrome de abstinencia alcohólico, toda vez que coinciden en el tiempo con sus estancias en sanatorios, donde no tenía acceso a la bebida.

Pero la psiquiatría no es ni mucho menos la única rama de la ciencia que ha estudiado la vida y obra del artista. Muy al contrario, son múltiples y diversas las disciplinas científicas que se han interesado y que han encontrado inspiración en ellas. Así pues, y al menos desde esta perspectiva no es aventurado afirmar que Van Gogh es un personaje multidisciplinar e interdisciplinar.

Como no podía ser de otra forma tratándose de un pintor, una de dichas disciplinas es la química. Más sorprendente resulta que, además de la naturaleza química de su obra –léase, la composición de los pigmentos escogidos y preparados por el pintor para sus intensos y emocionantes colores–, también su compleja y disfuncional personalidad haya constituido asimismo un importante foco de atención para los investigadores en este ámbito.

Así, en el año 2000 un estudio confirmó que la absenta –el licor elaborado a base de asenjo, hinojo y anís y favorito del pintor y de tantos otros artistas y personajes del París de entre siglos– presenta una significativa concentración de la neurotoxina alfatujona; y, más importante, consiguió explicar cómo actúa aquella en el cerebro: bloqueando unos receptores específicos que regulan y mantienen la respuesta neuronal bajo control y cuyo malfuncionamiento es responsable de una forma severa de epilepsia; lo que justificaría algunos de los síntomas y episodios que padeció el artista y que habrían contribuido a su cacareada ‘locura’.

La base genética de una misteriosa mutación

Incluso disciplinas, tan a priori alejadas del arte como la genética han encontrado inspiración en los cuadros del genio del pelo rojo. Así, en el año 2012, el estudio del que posiblemente sea el cuadro más famoso de Van Gogh, ‘Los girasoles’, permitió identificar la base genética de una misteriosa mutación. Entre las 15 flores pintadas por el artista se distinguen dos tipos de girasoles. Uno de ellos, el fenotipo más común en la naturaleza, que combina una corona de pétalos amarillos y un amplio y oscuro disco central. Pero junto a él conviven unos curiosos ejemplares de la variedad mutante denominada ‘double flowers’, con múltiples coronas de pétalos que casi ocultan el disco central. Inspirados por el cuadro, los investigadores averiguaron que se trata de una mutación localizada en un único gen, que además es dominante. Y que probablemente fuese introducida de forma deliberada mediante hibridación debido a la importancia del comercio de flores ornamentales en los Países Bajos en esa época, dado que hasta ese momento no parece reconocerse dicha variedad.

Día y hora

Pero si hay una disciplina científica que puede decirse enamorada de la obra del genio pelirrojo –y más concretamente de sus tan escasas como inolvidables representaciones del cielo nocturno– esa es la astronomía, ‘obsesionada’ con rastrear a través de los indicios presentes en sus lienzos, el momento y la ubicación exacta escogidos por el artista para pintarlos.

Van Gogh pintó su cuadro ‘Casa blanca en la noche’ a las 7 de la tarde del 16 de junio de 1890, seis semanas antes de su suicidio

Así, por ejemplo los astrónomos han conseguido determinar que Van Gogh pintó su cuadro ‘Casa blanca en la noche’ a las 7 de la tarde del 16 de junio de 1890, seis semanas antes de su suicidio. Fecha a la que han llegado al identificar el astro más brillante de los representados en el firmamento del lienzo con el planeta Venus; y a partir de ahí averiguar qué día y a qué hora ocupaba esa posición exacta en el cielo y se mostraba inusitadamente brillante. Un análisis que incluso les ha llevado a determinar que empezó a pintar el cuadro por la parte de inferior y continuó trabajando hasta ya entrada la noche puesto que las sombras representadas encajan con las del atardecer y Venus no habría sido visible en esa posición y con esa intensidad hasta después de la puesta del sol.

Siguiendo un proceder semejante, también se ha podido establecer con total exactitud el momento plasmado por Van Gogh en su lienzo ‘Paisaje a la salida de la luna’, de 1889. Las 9.08 de la tarde del 13 de julio de dicho año en la localidad de Saint-Rémy-de-Provence. Dato que determinaron por la sincronicidad del calendario –y de las fases lunares– que provoca la duración del ciclo metónico lunar. La duración de este ciclo hace que cada 19 años los calendarios coincidan. Y seis de estos ciclos de 19 años corresponden a los 114 transcurridos entre el año en que se pintó el cuadro, 1889, y el año del revelador estudio, 2003. Y el 13 de julio de 2003, la luna vista desde Saint-Remy-de-Provence estaba justo en la posición plasmada en el cuadro.

-Ir al suplemento Tercer Milenio

Apúntate y recibe cada semana en tu correo la newsletter de Tercer Milenio

Etiquetas
Comentarios