Sociedad
Suscríbete por 1€

Consejos para unas vacaciones respetuosas con el medio ambiente

Disfrutar de un verano con el menor impacto ambiental es posible. En la playa, en la ciudad o hasta de festivales.

Procura que la única huella que dejes sea la de tus zapatos
Procura que la única huella que dejes sea la de tus zapatos

Durante estos días de diversión, desconexión y descanso vacacional también es importante cuidar de nuestro entorno. El respeto al medio ambiente no debe faltar en la maleta o en la mochila. Así lo aconseja Ecoembes, organización medioambiental que promueve la economía circular a través del reciclaje de los envases y que ha preparado una serie de recomendaciones para que los ciudadanos disfruten de un verano más sostenible, y para que, entre todos, continuemos cuidando del medio ambiente durante el periodo estival.

Para los más aventureros

Cada vez son más las personas que, lejos de buscar momentos de relax, aprovechan las ansiadas vacaciones veraniegas para hacer travesías por la naturaleza, realizar rutas por sendas con una mountain bike o viajar en busca de las mejores olas.

Si lo que realmente te gusta es visitar parques nacionales y naturales, pon atención a las normas y respétalas. Tu colaboración es muy importante ya que se trata de zonas que albergan especies autóctonas y endémicas que sin la protección adecuada podrían estar en peligro. Procura que la única huella que dejes sea la de tus zapatos.   En general, recuerda no bajar la guardia con el cuidado del medio ambiente en ningún espacio natural. Ya sea realizando largos recorridos en bicicleta o simplemente realizando senderismo, ten muy presente que España es uno de los países más afectados por los incendios forestales y que la mayor parte de ellos son ocasionados por el ser humano. Evita fumar y no arrojes colillas, cerillas o cualquier otro material combustible susceptible de prender. Pueden dar lugar a un incendio incontrolado y perjudicar gravemente la biodiversidad.   No abandones residuos en la naturaleza. Si tienes pensado realizar el Camino de Santiago o actividades en entornos naturales, no arrojes tu basura en sitios inapropiados. Una simple botella de plástico tarda cientos de años en degradarse, deposítala en el contenedor amarillo y tendrá una segunda vida.Para los más festivaleros

La gran oferta y demanda de eventos musicales al aire libre ha creado un nuevo perfil de turismo de ocio: el festivalero. Personas que recorren cientos de kilómetros para escuchar a sus grupos favoritos y conocer las últimas tendencias musicales.

Si eres uno de los festivaleros, recuerda que puedes viajar de forma sostenible. Opta por transportes colectivos, como el tren y el autobús, pero si decides llevar tu coche puedes buscar compañeros de viaje con los que podrás reducir el impacto ambiental del recorrido.   Muchos de estos festivales se realizan en entornos naturales de enorme valor e, incluso, en ciudades declaradas Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Aprovecha estos eventos para seguir cuidando del entorno y concienciar a los demás de la importancia de mantener los espacios limpios y libres de residuos.   Otorga una segunda oportunidad a los residuos. Cuando ya no vayas a utilizar tu vaso de plástico o hayas terminado el contenido de tu lata, recuerda que debes depositar estos residuos en el contenedor amarillo. Ocio y respeto por la naturaleza sí pueden ir de la mano.Para los más urbanitas

¿Quién dijo que para disfrutar de las vacaciones estivales era necesario ir a la playa? El turismo urbano está cada vez más asentado y se ha convertido es uno de los destinos más demandados, especialmente por los jóvenes, que viajan a grandes ciudades cautivados por una gran oferta cultural, gastronómica y de ocio cada vez más marcada por las tendencias eco.

Ya sea en una terraza disfrutando de un aperitivo en el centro o eligiendo los recuerdos que llevarás a tu familia y amigos, ten en cuenta la procedencia de los productos. Apuesta por aquellos que sean de procedencia local y de comercio justo, ya que, además de fomentar la economía de la zona, son más respetuosos con el medio ambiente y los profesionales que los elaboran cuentan con buenas condiciones laborales.   El cuidado del entorno no está limitado a tu país. La protección del medio ambiente es una responsabilidad de todos, sin importar el país de destino. No tires papeles ni envases al suelo, recicla allá donde vayas, respeta el paisaje que te rodea y actúa como si estuvieses en tu ciudad.   La mayoría de las ciudades tienen excelentes redes de transporte público que te permitirán conocer todos los rincones que tengas marcados en tu ruta. Además, puedes alquilar una bicicleta, que es una forma barata y sostenible de recorrer distancias cortas.Para los más tradicionales

El turismo clásico no pasa de moda. Los municipios costeros en verano doblan e incluso triplican su población; los albergues y casas rurales situados en entornos montañosos, menos masificados y con temperaturas agradables, siguen siendo un reclamo para muchos; y la nostalgia de volver al pueblo en vacaciones coincidiendo, además, con sus fiestas, marca el calendario estival de muchos españoles.

Si vas a la playa, recuerda no dejar tirada la basura en la arena; los residuos podrían acabar en el mar. Recoge todos tus desechos y deposítalos en el contenedor adecuado cuando vuelvas a casa.   Tan importante como reciclar es reducir la cantidad de basura que generes. Reutiliza las bolsas de plástico tantas veces como puedas y, cuando ya no las vayas a usar, deposítalas en el contenedor amarillo.   Muchas zonas turísticas, como las islas, sufren la problemática de la escasez de agua. Por ello, sé cuidadoso y cierra el grifo mientras te lavas los dientes y date una ducha en vez de bañarte.

Etiquetas
Comentarios
Debes estar registrado para poder visualizar los comentarios Regístrate gratis Iniciar sesión