Sociedad

'La salchipapa' de Leticia Sabater, ¿la peor canción del verano de la historia?

La letra parece inspirada en el vídeo viral de 'Me comí una salchipapa'.

'La salchipapa' de Leticia Sabater.

Leticia Sabater ha decidido contribuir al mundo de las canciones del verano con un tema titulado 'La salchipapa', que evidencia claramente su talento innato para la música -léase con ironía-. Y, como no podía ser de otra manera, poco después de conocerse la canción, acompañada por un videoclip a la altura, las redes sociales la han convertido en 'trending topic'.

"Salchipapa, ¡cómo bailamos la salchipapa! Tiky, tiky, tiky, taka, taka, taka, tiki, tiky, tiky, taka, taka, taka", son algunos de los ilustres versos que componen la canción de Sabater.

"Salchipapa, ¡cómo bailamos la salchipapa! Tiky, tiky, tiky, taka, taka, taka, tiki, tiky, tiky, taka, taka, taka", son algunos de los ilustres versos que componen la canción de Sabater.

La canción parece inspirada en uno de los vídeos más virales de la historia de Youtube, el de Laureano José, un niño colombiano de 12 años que canta 'Me comí una salchipapa', una cancioncilla de menos de 20 segundos que le ha hecho popular en medio mundo, alcanzando cerca de seis millones de reproducciones en la plataforma de vídeos.

La cosa no queda ahí, pues el vídeo también pretende convertir a la 'salchipapa' -palabra repetida unas 10.000 veces en el original tema- en el "baile del verano": "Un pasito pa'lante, un pasito pa'trás, dos pasitos a un lado, dos pasitos al otro, vuelta entera y... Tiky, taka. ¡Salchipapa!"

La canción parece inspirada en uno de los vídeos más virales de la historia de Youtube, el de Laureano José, un niño colombiano de 12 años que canta 'Me comí una salchipapa', una cancioncilla de menos de 20 segundos que le ha hecho popular en medio mundo, alcanzando cerca de seis millones de reproducciones en la plataforma de vídeos.

El vídeo de Leticia Sabater ha conseguido revolucionar las redes sociales, que han ardido con comentarios, algunos de ellos de lo más ingenioso.

Etiquetas
Comentarios