Despliega el menú
Sociedad

El Nazareno reina en la madrugada oscense

La imagen despertó los aplausos del público tras su encuentro con la Inmaculada.

Una imagen de la procesión
El Nazareno reina en la noche oscense

Las celebraciones por la final de la Copa del Rey no pudieron la noche del miércoles con la procesión de Nuestro Padre Jesús Nazareno, una de las más queridas por los fieles oscenses. El silencio inundó unas aceras y balcones en las que esperaban un gran número de espectadores en el momento en el que este paso portado a hombros por los cofrades hacía su aparición en el Coso Alto, para protagonizar el esperado encuentro con imagen de la Virgen de la Inmaculada que preside la plaza del mismo nombre. El momento fue fotografiado y grabado por multitud de dispositivos móviles, cada vez más frecuentes, también, en esta celebración religiosa.

Una vez se produjo el encuentro, los tambores, que habían detenido entonces sus son, volvieron a tocar y los numerosos espectadores rompieron en aplausos. La cofradía, que había partido desde la catedral para descender por la plaza de Lizana, siguió su camino a continuación por la calle Moya y la plaza de López Allué, para regresar después al punto de partida por la plaza de San Pedro y las calles San Salvador, Arista y Las Cortes. Antes de emprender la marcha, hubo un momento de oración y meditación por parte de los cofrades. No fue la única procesión del día. Por la tarde salió la Cofradía de Santiago, desde la parroquia que le da nombre, portando el paso de la Enclavación por las calles de centro, cruzando por la plaza de López Allué para alcanzar su destino en la plaza de Santo Domingo.

Esta noche Huesca vivirá, por otra parte, su particular 'madrugá' con un nuevo encuentro. En esta ocasión será de los pasos de la Dolorosa y el Cristo del Perdón. El primero partirá a las 0.30 de la catedral, mientras que el segundo lo hará de la iglesia de Santo Domingo. Está previsto que ambas imágenes se encuentren en la plaza de San Pedro, momento en el que se entonará el 'Hora mística' y el 'Stabat mater'.-

Etiquetas